Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Ad Libitum entonará su adiós

La murga más veterana del Carnaval de Badajoz celebra su 35 aniversario anunciando su más que probable despedida

 

Uno de los grupos con más tradición y solera del Carnaval de Badajoz se despedirá este año -casi con total seguridad- de su fiesta predilecta. En el Carnaval de 2018, Ad Libitum celebra su 35º aniversario, y sus miembros manifiestan que puede ser un buen momento para decir adiós, dejando aún un buen sabor de boca. Porque son conscientes de que dilatar, aún más, su despedida, podría ser contraproducente, por cuanto se podrían perder los estándares de calidad que siempre han mantenido en sus actuaciones.

Algunos de sus miembros han rebasado ya la frontera de los 70 años, y otros muchos son sexagenarios. Esto no quiere decir nada, porque muchos de ellos están aún en plena forma. Pero la murga ha estado siempre integrada por el mismo conjunto de personas. Hoy, solo faltan los que tuvieron que irse por necesidad o los que, tristemente, fallecieron. Por lo que, a estas alturas, no se plantean renovaciones en la agrupación, ni fichajes, ni nada que se le parezca. Y, antes de que las fuerzas comiencen a flaquear de manera perceptible, piensan que es mejor echar el candado, y dejar ese maravilloso recuerdo que siempre formará parte de la cultura carnavalera de la ciudad.

Porque 35 años de carnaval son muchos años. Y los recuerdos y emociones, que de ellos se derivan, suficientes como para llenar no ya un libro (como el que Ad Libitum publicó hace unos años), sino una enciclopedia.

101 dálmatas / Esta murga, comenzó a fraguarse en los albores de la democracia, cuando el carnaval era mucho más transgresor y explosivo. Antes de darse a conocer como Ad Libitum, ya salían a hacer sus pinitos carnavaleros en grupos numerosísimos, bajo nombres como: De todo un poco, 101 dálmatas o La Movida Carioca.

Después, ya en 1984, debutaban como Ad Libitum, tomando el nombre de la expresión latina que utilizaba Emilio González Barroso cuando los preparaba en los coros y danzas. Supieron que el latinajo que utilizaba González Barroso aludía a aquellas interpretaciones que se salían de lo pautado, pero sin desentonar. Y, como les gustó lo que el concepto implicaba, es decir, el uso de la propia libertad, pero dentro de un orden, se quedaron, para siempre, con el mismo nombre.

Desde entonces, y hasta ahora, no han dejado de hacer grande el Carnaval de Badajoz con sus actuaciones. Porque, aunque en 2008 concluyeron su participación en el COMBA, han continuado ofreciendo un repertorio nuevo en el carnaval de cada año, sin pausa ni interrupción alguna.

Este 2018, presentarán un tipo sin definir, de nada en concreto, con disfraces que podrían calificarse como «de celebración de 35 cumpleaños», en los que destacarán los recuerdos, de algunos de sus 35 años de carrera, que todos los miembros de Ad Libitum lucirán en sus sombreros.

Su repertorio, como en los últimos años, constará de tres canciones, con la peculiaridad de que la segunda estará integrada por estribillos y estrofas cantadas durante los últimos 35 años (con referencias a personajes como Juan Guerra, Ramón Ropero o Miguel Celdrán, por poner solo algunos ejemplos). Sin embargo, la primera y tercera canción estarán, nuevamente, centradas en la actualidad, en la crítica ácida y la sátira de distintos personajes del presente y de los temas más candentes.

Quieren aprovechar su -más que probable- despedida del carnaval para agradecer estos años, especialmente, a sus mujeres, sin las cuales, afirman, «no hubiera sido posible la supervivencia de este grupo durante 35 años». Porque ellas los han arropado durante todo este tiempo, los han criticado para que mejorasen, los han motivado cuando los veían sin ganas, han confeccionado todos los trajes y adornos de los 35 años y han estado siempre al lado de sus maridos, viviendo, juntos, unidos y felices, el Carnaval de su amada Badajoz.

Con la despedida de Ad Libitum, no solo desaparece un grupo de carnaval, desaparece, también, un enfoque inimitable, un modo distinto de entender el carnaval, el carácter de un grupo libérrimo e indomable, y una parte fundamental de la memoria sentimental del carnaval de Badajoz.

Aún queda la oportunidad de verlos y escucharlos este año. Para conocer los emplazamientos y horarios de sus actuaciones en bares, plazas y calles, pueden consultar la web murgaadlibitum.es y la página de Facebook Murga Ad Libitum Badajoz.

Las noticias más...
Deshacer Previsualizar antes de guardar Guardar CMS desarrollado por: CMS desarrollado por DiCom Medios, S.L.