Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Carnaval // semifinales en el lópez de Ayala

Una semifinal con cuatro finalistas

La segunda sesión reúne esta noche a cuatro agrupaciones de las ocho finalistas que disputaron el concurso de murgas el pasado año H Como novedad, actuará la ganadora del certamen juvenil, la Compañía de María

 

En esta segunda jornada de las semifinales del concurso de murgas se reunirán nada menos que cuatro de las agrupaciones que fueron finalistas en el COMBA 2017. Concretamente, podremos disfrutar con las actuaciones de la subcampeona del concurso del año pasado, los Jediondos (que en 2017 se presentaron como Esto está ganao), de los ganadores del bronce, Water Closet, y de los 7º y 8º clasificados, esto es, Los Chungos y Los 3W, respectivamente. Este pasado exitoso no implica necesariamente una repetición de la jugada en el certamen de 2018. Pero una vez escuchados todos los repertorios de las murgas participantes en el concurso de este año, no sería extraño ver a todas, o a la mayoría de estas cuatro finalistas de 2017, en la final del COMBA en curso.

Además de estas cuatro agrupaciones, esta noche actuarán Las Polichinelas que, aunque no son veteranas en el concurso, sí puede presumir de haber hecho un buen papel desde que debutaran allá por el 2014.

Y, como novedad, también participará la agrupación de La Compañía de María que ha ganado el concurso juvenil de murgas (COMBITA). La decisión, que se tomó de manera consensuada en la mañana de ayer, ya permitió a los Guadalupines (2ª clasificada) actuar en la primera jornada de semifinales.

Las empoderadas ambivalentes/ Los Chungos han vuelto a hacerlo una vez más. Han tomado un personaje prototípico, colectivo y de cierta actualidad, lo han radiografiado y lo han presentado ante el público en una actuación en la que combinan magistralmente la parodia más gamberra, con tintes del más sincero de los homenajes. Su proyecto de este año está íntimamente vinculado al movimiento feminista. Y por ello atacan reiteradamente a ese machismo, más o menos visible, que desgraciadamente aún perdura en nuestra sociedad. Pero ello tampoco les impide hacer una caricatura de los sectores más radicales del movimiento feminista. Como siempre, consiguen meterse muy bien en el papel que interpretan. Y exprimen al máximo la vis cómica de un personaje que, tal y como está dibujado, les brinda una gran cantidad de posibilidades tanto en el terreno puramente humorístico, como en el de la crítica social.

Un gruñón que agrada / La murga surgida de la unión de parte de los Niños y de un sector de los Murallitas consiguió ganar una vez más el favor del público del López de Ayala, presentando un personaje de perfil costumbrista. Si en el 2016 se decantaron por un proyecto más fantasioso, con la Leyenda de la Nave de los Desertores, tanto en 2017 con su abogado Inocente Rodríguez, como en la presente edición del concurso con sus Jediondos, optaron por personajes más terrenales y reconocibles. Y aunque con sus dos proyectos anteriores no les fue nada mal, puesto que consiguieron sendos segundos premios, está claro que el tipo de personajes que representan los Jediondos, o aquel Inocente Rodríguez, son los que mejor le sientan a este grupo de murgueros experimentados. Su actuación destaca por un humor cargado de ironía y dobles sentidos, por una interpretación marcada por la gesticulación facial, y por la habilidad que tienen para emparejar referencias al tipo y temas de actualidad.

El Dios de los murgueros/ Antes de ser murgueros, los componentes de Water Closet eran amigos. Y eso se nota en el modo en que actúan sobre las tablas del López de Ayala. Los Water conforman una agrupación muy sólida en la que predominan la complicidad personal y un mismo modo de enfrentarse a la realidad. De ahí emana, con absoluta naturalidad, ese particular sentido del humor con el que entretejen el repertorio que presentan en cada edición del COMBA. El de este año está cargado de referencias a la divinidad. Y no es para menos, porque encarnan al mismísimo Creador. El tipo elegido supone todo un reto. Pero saben sacarle partido porque engarzan con ingenio y buen gusto temas y gags que acaban abduciendo al público, hasta el punto de convertirlos en partícipes de un relato barnizado por el surrealismo, por un ritmo que invita a bailar y por un tipo de humor que engancha y perdura, más allá incluso de la conclusión de la actuación.

La voz de la conciencia / En esta edición del COMBA, las Polichinelas concurrirán por segundo año consecutivo,a las semifinales del concurso, por lo que no hay que perderlas de vista, aunque estén, como ocurre esta noche, rodeadas de agrupaciones que lucen galones de triunfadoras. El proyecto que expusieron en preliminares está basado en el personaje de Pepito Grillo. Pero hay que señalar, para evitar equívocos, que esa voz de la conciencia que presentan tiene un punto más gamberrete e irónico que la del grillo original. En la primera fase del concurso destacaron especialmente por la originalidad del enfoque, por la potencia y afinación de sus voces, y por la cantidad de temas de actualidad a los que se refirieron.

Las mamás enfrentadas/ La guinda de esta segunda jornada de semifinales la pondrán los 3W. Su proyecto de este año presenta a la murga dividida en dos grupos: el de las madres tradicionales y el de las madres modernas. En torno a ese planteamiento construyen un espectáculo dinámico y divertido, con el que consiguen arrancar carcajadas desde el primer minuto de actuación. Utilizan el contraste de las diferentes idiosincrasias, de los dos tipos de madre como hilo conductor. Y a partir de ahí van desmadejando todo un repertorio en el que se combinan las referencias al tipo,con las alusiones a la actualidad. En preliminares presentaron una actuación que dejó el listón muy alto en todos los apartados. Sabemos por tanto que volveremos a pasarlo fantásticamente con su presentación y popurrí. Y habrá que esperar a esta noche para saber cuántos pasodobles y cuplés cambiarán, y si igualarán o superarán el alto nivel de contundencia y concisión de los que cantaron en la primera fase del concurso.