Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

El 1x1 de la moción de censura a Mariano Rajoy

Sánchez consigue atrincherar a Rajoy y erigirse como figura de consenso para seducir a sus posibles aliados

JÚLIA REGUÉ
31/05/2018

 

JOSÉ LUÍS ÁBALOS
Buena llegada del encargado de defender la moción de censura a la tribuna del Congreso: guiño a los partidos catalanes, para coquetear hasta ratificar su aval, con un ‘Bon día. Buenos días’. El secretismo de los vascos sobre el sentido de su voto no ha merecido un ‘Egun on’.

El portavoz José Luís Ábalos ha bordado el relato en su aventajado turno inicial. Juegos de palabras a golpe de voz, y marcados silencios, escogidos cuidadosamente para replicarlos en los titulares de toda la prensa, como el tópico "Gürtel era el PP y el PP era Gürtel". Su concienzuda lectura de fragmentos subrayados de la sentencia de la trama de corrupción que ha hecho peligrar la bancada del Gobierno de Mariano Rajoy, le ha dotado de recursos para "certificar" su "credibilidad" y noquear la del actual presidente. 

Un relato sin sorpresas estratégicas: mención constante a que el nuevo Código Penal hubiera condenado al PP penalmente, aventurando que esa sería uno de sus argumentos estrella. Y hasta citas a uno de los suyos, Cristóbal Montoro: "'Que caiga España que nosotros ya la levantaremos'".

Ábalos no ha caído en la trama del cuchicheo y la risilla de la bancada popular para distraerle. Y lo ha sabido aprovechar a su favor: "Es que a ustedes les mueve la risa, si no fuera así no estaríamos así. El ministro de Justicia no se puede reír de una sentencia de la Audiencia Nacional. No es de recibo, qué pensarán los jueces de este país", se ha preguntado.

Ha dejado a un lado la beligerancia para dar tiempo a su frente conciliador. Ha presentado la moción como un último recurso, después de esperar una dimisión de Rajoy que nunca llegó. "¿Vais a compartir la impunidad?", ha lanzado al conjunto del hemiciclo. 

Si su primer 'round' ha resultado impecable (algunos temían que Pedro Sánchez no estuviera a su altura) pero ha flojeado en la réplica ante un Rajoy que se vuelve infalible en sus turnos improvisados, relegando su hoja al rincón del atril. Ábalos se ha comido un golpe bajo cuando el presidente del Gobierno le ha despampanado casos de corrupción en sus filas, algo que el socialista ha reconducido mermando su alcance. Ha resultado breve y sin recursos, debilidad de la que ha sacado tajada Rajoy.

MARIANO RAJOY
Sinrazón. Descontrol. Inestabilidad. Asalto. Así se ha defendido Mariano Rajoy de la "ofensiva" del PSOE para desbancarle. El presidente del Ejecutivo central se ha escudado, como ya viene haciendo desde que se diera a conocer la sentencia de la Gürtel, que no se condena a nadie que forme parte del actual equipo de gobierno.

Firme pero acorralado, se ha visto obligado a reconocer que en sus filas "hay corruptos", aunque rechaza que su partido lo sea. Después de ningunear la sentencia, abrumador apoyo incondicional de su bancada. 

Y dardo a los socialistas en este punto, que Ábalos no ha podido devolver: batería de preguntas sobre si hay casos de corrupción que rodean las filas del PSOE para cuestionarles su "autoridad moral" cuando de corrupción "hay en todas partes". "Para venir a dar lecciones hay que estar en condiciones de darlas, sino, mejor callarse", ha regodeado Rajoy. 

El presidente del Ejecutivo ha reducido la corrupción del PP a unos "dos municipios" y ha acusado a los socialistas de "mentir en el Congreso de los Diputados". Pero obviar verdades también es mentir. Y así lo ha hecho Rajoy pasando por alto la caja B de su partido, sorteando que bajo el nuevo Código Penal el partido sería juzgado penalmente y soslayando que la sentencia recoge una trama de corrupción organizada.

Rajoy ha recuperado su firme 'fin de la cita' para avanzar su mejor golpe: ha citado las declaraciones de dirigentes socialistas advirtiendo a Sánchez de que no puede gobernar con el apoyo de los independentistas, entre ellos Ábalos, para considerarlos desleales. Ante el viraje de alianzas, Rajoy se ha promocionado como inamovible y firme a sus postulados. 

Pese a las peticiones abiertas en hemiciclo, Rajoy ha zanjado que prefiere que le echen antes que arrodillarse.

PEDRO SÁNCHEZ
El candidato a la presidencia del Gobierno se ha metido de pleno en el papel. Complaciente con todos, ha intentado seducir al PNV asegurando que mantendría los presupuestos aprobados junto a los populares. Se ha abierto a dialogar con Catalunya para ofrecer una respuesta política al conflicto catalán, sin ahondar más allá para no precipitarse. Políticas sociales para Podemos.

Sánchez ha planteado su candidatura como una pócima de urgencia. "Podría haber dimitido", le ha recalcado a Rajoy, afirmando que aún tiene tiempo de autocesarse. Así se ha desprendido de los ataques de los populares que le cuestionan que quiera llegar a pilotar La Moncloa sin ganar las elecciones. 

Sin alzar el tono, Sánchez ha ido a jugar sus cartas. Ante el contundente lenguaje de Rajoy para justificar un cerco, Sánchez se ha presentado como figura de consenso, como constructor de puentes frente a la dinamita popular. Y ha querido acercarse a los movimientos sociales, como pensionistas y feministas, para acusarle de "erosionar" la democracia.

Su discurso ha devuelto a Rajoy a la trinchera, desde donde ha disparado contra los grupos que pretenden desbancarle. Se ha visto fuera del cargo y su discurso le ha acercado a la oposición. Sánchez, ha sabido aprovechar su reacción para refrendar su compromiso con el consenso y buscar alianzas con todos los grupos del Congreso. 

Las noticias más...
Deshacer Previsualizar antes de guardar Guardar CMS desarrollado por: CMS desarrollado por DiCom Medios, S.L.