Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

LA INFRAESTRUCTURA VIARIA NO PERMITE QUE LOS CONVOYES CIRCULEN A MAYOR VELOCIDAD DE LA ACTUAL

Renfe abogará por la calidad del tren ante la imposibilidad de acortar los tiempos

En un mes se abrirá en Badajoz un puesto técnico y el Talgo entrará en servicio a principios del 2018. Su presidente toma conciencia del problema y por primera vez viaja a Mérida para reunirse con la Junta

 

Tardar cinco horas en llegar a Mérida es mucho tiempo». Lo reconoce el propio presidente de Renfe, Juan Alfaro, que para estar puntual en la reunión que tenía prevista ayer por la mañana en la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio tuvo que coger el tren el lunes por la tarde en Madrid. Y parece que en la operadora ya se va tomando conciencia del problema, pues es la primera vez que su máximo responsable viaja a la comunidad extremeña para tratar de ofrecer soluciones al déficit estructural del ferrocarril.

Unas soluciones que pasan por mejorar la «seguridad, fiabilidad y comodidad» de los servicios con alternativas como el Talgo a Madrid o el taller de reparación de trenes en Badajoz ante la imposibilidad de acortar las seis horas de viaje actuales, pues la infraestructura viaria no permite que los convoyes, sean del tipo que sean, circulen a una mayor velocidad.

«No vamos a llegar a Madrid en menos tiempo y no vamos a mentir. Mientras que las infraestructuras estén como están seguiremos sin tener un tren digno. Eso es la deuda histórica que hay con esta región y nos toca seguir exigiendo todos juntos», afirmó al término del encuentro la consejera de Transportes, Begoña García, que sí agradeció a los directivos de Renfe que hayan cumplido su palabra de venir a la región para «ir dando soluciones».

La reunión entre los responsables de Renfe y el Ejecutivo regional (estaba previsto que también asistiera Adif, pero avisaron por teléfono de que no acudirían) viene a dar continuidad a la cita que mantuvieron el pasado 28 de julio en Madrid a instancias del Pacto por el Ferrocarril. Se produce después del «cúmulo de incidencias» que han registrado los trenes extremeños en los últimos meses (exactamente 43 entre junio y lo que va de septiembre) y que han generado un clima de malestar social «perfectamente comprensible» respecto a la calidad de los servicios ferroviarios que se prestan.

Lo reconoció el mismo presidente de Renfe, Juan Alfaro, que con su visita quiso dejar constancia de «la apuesta clara» del Ministerio de Fomento por Extremadura. Así, defendió que el hecho de que los trenes hayan dado problemas «no significa que no estemos utilizando uno de los mejores materiales que tenemos» (tienen una antigüedad media de entre 6 y 8 años, según dijo) y ante la imposibilidad de acortar los tiempos de viaje hasta que la región cuente con la infraestructura del AVE en 2020, explicó que Renfe apostará por la calidad de los servicios.

TALGO EN 2018 / Así, en el primer trimestre del 2018 entrará en funcionamiento un Talgo que enlazará Badajoz y Madrid con una conexión diaria de ida y vuelta, un servicio que la región perdió en 2010. El tiempo de viaje «variará muy poquito» por el estado de las vías, pero sí se ofrecerán prestaciones que contribuirán a hacer ese largo recorrido más confortable: vídeo, audio, cafetería o billetes en clase preferente.

Además, al tratarse de un servicio comercial podría incluirse en la política de «tarifas dinámicas» que ahora está aplicando Renfe y de las que Extremadura no puede beneficiarse porque sus trenes son una obligación de servicio público (generan un déficit que asumen la Junta y el ministerio). Billetes con descuentos de hasta el 70%, la posiblidad de participar en campañas promocionales o la conexión con la red de trenes de cercanías de Madrid serían algunas de las ventajas de este nuevo servicio comercial.

De igual forma, Alfaro explicó que se están llevando a cabo acciones dentro de «una política de mantenimiento extraordiarna»: se han sustituido el 60% de los motores, el 50% del cableado y se ha mejorado el software de algunos de los convoyes que circulan por la región. Además, para realizar «revisiones preventivas» y evitar en la medida de lo posible incidencias como las de este verano, en el plazo de un mes se pondrá en marcha en Badajoz un puesto técnico «con dos o tres personas para atender los trenes de manera inmediata».

Este puesto funcionará hasta que, a mediados del 2019, según las previsiones de Renfe, abra sus puertas la nueva base de mantenimiento que se va a poner en marcha también en Badajoz. Este taller será «una prioridad absoluta», de forma que se construirá en una sola fase y no en tres como estaba inicialmente previsto y podría salir a licitación a lo largo de este mes o en octubre.