Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

ANÁLISIS

Rusia 2018: El Mundial arrasa en Mediaset pese al batacazo de España

La final entre Croacia y Francia reunió este domingo a más de 8 millones de espectadores. De media, los partidos de España han conseguido cerca de 11,6 millones, uno más que en Brasil 2014.

SERGIO L. MERILLAS
16/07/2018

 

Después de 32 días de competición, el Mundial de Fútbol de Rusia 2018 llegó a su fin este domingo 15 de julio con la gran final disputada entre Croacia y Francia, con victoria de los galos, que alcanzó un espectacular 57,3% y 8.247.000 espectadores. Por primera vez, Mediaset ha emitido en abierto los 64 encuentros de la competición deportiva, gracias a los cuales ha conseguido aumentar de manera notable la cuota de pantalla de Telecinco y Cuatro. En junio, la primera escaló hasta un 15,8% y la segunda hasta un 8,8%, mientras que en julio acumulan a fecha de hoy un 16,6% y un 6,9% respectivamente.

Todo ello a pesar de la caída de la selección española frente a la anfitriona, Rusia, en los octavos de final. Una derrota que eliminó el escenario más optimista para Mediaset, que se va del país asiático con sabor agridulce. Si España hubiera avanzado a la siguiente ronda, se hubiera garantizado mayores audiencias que habrían servido para rentabilizar aún más la adquisición de los derechos de emisión. Y es que, como es lógico, los partidos de España han sido los más seguidos por los espectadores. 

El debut de la selección frente a Portugal reunió un gran 68% de cuota de pantalla y 10,4 millones de espectadores, mientras que el segundo partido, contra Irán, alcanzó un 68,9% y 11,5 millones. La audiencia fue en aumento y el tercer encuentro, frente a Marruecos, registró un 70,3% y 11,6 millones. La derrota contra Rusia cayó como un jarro de agua fría en el grupo de Paolo Vasile, pero al menos la selección se despidió con un dato estratosférico: un 72,4% y 12,8 millones que subió a un 76,3% y 13,8 millones durante la prórroga. En los penaltis, a las 18:40 horas, la audiencia se disparó hasta más de 15 millones con un 82,3%.

Datos que mejoran los conseguidos durante el Mundial de Brasil 2014, aunque por aquel entonces la audiencia se medía sin invitados y España cayó eliminada en el segundo partido, motivo por el que el tercero no generó el mismo interés. De media, la selección ha conseguido reportar a Telecinco en Rusia 2018 un 69,9% y 11.558.000 espectadores, 6,8 puntos y un millón más que cuatro años atrás. En ese Mundial, España no pasó de la fase de grupos y se despidió de la competición con un 47,4% y 5,4 millones, lejos del casi 70% de share que consiguió en sus dos primeros encuentros. 

Afortunadamente para Mediaset, el paso de otras selecciones por el Mundial de Rusia también ha dejado un muy buen sabor de boca en cuanto a audiencias se refiere, a pesar de la ausencia de España en la segunda mitad del multitudinario evento. El 26 de junio, el Nigeria-Argentina arrasó con un 45,6% y 5,9 millones, cifras similares al Brasil-Bélgica del 6 de julio: un 47,3% y 5.1 millones siguieron el partido. Un día más tarde, el Rusia-Croacia reportó a la cadena de Mediaset un 41,4% y 4,1 millones, mientras que los penaltis se dispararon a un 53% rozando los 7 millones. 

Especial seguimiento han tenido también las dos semifinales. La disputada entre Francia y Bélgica alcanzó un 49,8% y 6,2 millones de espectadores, mientras que la de Croacia e Inglaterra reunió a 5,8 millones y un 47,8%. A continuación, la prórroga de este segundo encuentro otorgó un 53,1% y 8,5 millones a Telecinco. Por su parte, el partido por el tercer y cuarto puesto (Bélgica-Inglaterra) alcanzó en Cuatro un 26,2% de cuota de pantalla y 3,1 millones. 

TELECINCO Y CUATRO SE DISPARAN GRACIAS AL MUNDIAL

En junio de 2018, mes en el que se desarrollaron las dos primeras semanas del Mundial de Rusia, Telecinco alcanzó una audiencia media del 15,8%, lo que supone 1,4 puntos más que en el mismo del del año anterior (14,4%). En 2016, Telecinco registró en junio un 17,1% de media gracias a la emisión de la Eurocopa (la aportación de sus emisiones fueron de 4 puntos). En 2015, obtuvo un 15,2% y en 2014, año del Mundial de Brasil, un 15,9%. De esta forma, logra mantener un resultado similar a pesar de perder una décima. 

La que también ha sabido aprovechar el Mundial de Rusia ha sido Cuatro, que en junio se disparó hasta un 8,8% de media. Datos más que satisfactorios teniendo en cuenta que su cuota de pantalla suele rondar el 6%. Un año antes había registrado un 6,4%, en 2016 un 6,9% y en 2015 un 7,2%. En junio de 2014, el Mundial impulsó a la cadena hasta un 7,7%. 

El evento deportivo le ha servido a Cuatro para superar a laSexta, una situación que no ocurría desde julio de 2017. Pero sin duda, lo difícil viene ahora que el fútbol ha terminado. La cadena de Mediaset tiene un gran reto por delante, teniendo en cuenta que ha reemplazado 'Las mañanas de Cuatro', su programa de más audiencia, por 'Mujeres y hombres y viceversa', que por el momento tampoco ha conseguido encontrar su hueco en las mañanas.