Este lunes han empezado a funcionar las casetas de las Bibliopiscinas en las instalaciones municipales de La Granadilla y San Roque. Se trata de una iniciativa que se ha mantenido en el tiempo desde hace 20 años (salvo en 2019 y 2020). Con este programa se pretende «acercar la cultura a las piscinas», explicó el concejal del área, José Antonio Casablanca, que se acercó a La Granadilla acompañado de su compañero de Deportes, Juan Parejo. Casablanca destacó que el programa se dirige «a todos los públicos», no solo al infantil, aunque los niños son sus principales usuarios.