La sanción es de 1.500 euros

32 multas en Badajoz por no recoger los excrementos del perro y otras 4 por no limpiar sus orines

Son datos de este año, hasta junio

El ayuntamiento inicia una campaña de concienciación dirigida a los propietarios para que limpien sus deposiciones

El Colegio de Veterinarios tiene identificados en la ciudad 48.207 perros

El dueño de un perro limpia sus orines.

El dueño de un perro limpia sus orines. / S. GARCÍA

Ascensión Martínez Romasanta

Ascensión Martínez Romasanta

"Evita, disuelve, recoge". Es el lema de la campaña informativa que acaba de iniciar la Concejalía de Limpieza y la concesionaria del servicio en Badajoz, FCC, para concienciar a los dueños de los perros de que no pueden dejar sus excrementos ni sus orines en la vía pública.

Los anuncios de la campaña (publicados en prensa escrita, radio y en las redes sociales del ayuntamiento) advierten de que no recoger o no limpiar las deposiciones de las mascotas puede conllevar una sanción de 1.500 euros, según la nueva ordenanza municipal aprobada en junio. En lo que va de año, hasta junio (incluido) la Policía Local ha puesto 32 denuncias a otros tantos propietarios por dejar los excrementos de sus perros en la calle y otras 4 por no limpiar sus orines. Ya son muchas más de las sanciones de 2023, pues en todo el año pasado se pusieron 26 por no recoger los excrementos. Por no limpiar los orines no hubo ninguna.

Estos datos los ha ofrecido este miércoles el concejal de Limpieza, Rubén Galea, que ha presentado la campaña junto a la concejala de Protección Animal, Elena Salgado. "Evita que depositen en la vía pública, especialmente en lugar de tránsito; disuelve sus orines con agua o producto adecuado. Recoge y tira sus deposiciones en el contenedor o papelera". Este es el contenido de los anuncios, que avisan además de la multa que conlleva su incumplimiento, tipificado como una infracción grave.

Los concejales Elena Salgado y Rubén Galea han presentado la campaña.

Los concejales Elena Salgado y Rubén Galea han presentado la campaña. / A. M. R.

Según los datos del Colegio de Veterinarios, en Badajoz hay identificados 48.207 perros. Son muchos. El hecho de que este año ya se hayan puesto más multas que en todo el año pasado significa para el concejal, no tanto que la policía está más pendiente, sino que los propietarios "se han relajado". Según Galea, han querido poner en marcha esta campaña porque "últimamente" se viene detectando que "no se está haciendo como es debido", sobre todo en el caso de la orina, que se nota especialmente en las aceras del Casco Antiguo. El concejal apunta que aunque las calles se baldean todos los días, los operarios comprueban por las mañanas restos de orines de los perros "que tienes que ir esquivando".

La sanción de hasta 1.500 euros viene contemplada en la nueva Ordenanza de Limpieza, que sustituye en este apartado a lo que establecía la Ordenanza de Seguridad y Convivencia Ciudadana, que calificaba estos incumplimientos como infracciones leves, con multas de hasta 750 euros.

Policías de paisano

Galea ha remarcado que los ciudadanos deben saber que la Policía Local está actuando, de ahí los datos de sanciones que ha dado a conocer. El responsable reconoce que "no es fácil" que la Policía Local se percate del incumplimiento, pues si alguien ve a un agente o un coche patrulla, recoge las deposiciones. De hecho, están actuando agentes de paisano, sobre todo a partir de junio tras entrar en vigor la nueva ordenanza.

Esta campaña forma parte del contrato del ayuntamiento con FCC para la recogida de residuos. Ha comenzado hoy y la primera fase se prolongará hasta el 25 de julio. En agosto se detendrá y se retomará el 1 de septiembre hasta el 18 de octubre. Será muy "intensa" para que "nadie pueda alegar desconocimiento", recalca Galea.

Por su parte, Elena Salgado, reitera que el objetivo de la campaña es concienciar sobre su responsabilidad a los dueños de las mascotas y la importancia de mantener una ciudad limpia. Alerta de que las heces de los perros pueden ser foco de contagio de enfermedades para las personas y pisar los excrementos y orines pueden provocar resbalones y accidentes, además de que afecta al medio ambiente, pues las heces caninas liberan metano, un gas que potencia el efecto invernadero.

Hace años en Badajoz existían en las calles expendedores de bolsas para la recogida de excrementos. Se quitaron porque desaparecían las bolsas y no se utilizaban para su fin. En este sentido, el concejal de Limpieza ha apuntado que los trabajadores del servicio llevan bolsas a disposición de los ciudadanos. Solo hay que pedírselas.