Actuación tras la denuncia de Manos Limpias

La UCO registra la Diputación de Badajoz y se lleva documentación digital del hermano de Pedro Sánchez

Los agentes de la Guardia Civil revisan ordenadores de las áreas de Recursos Humanos y Cultura y acceden a informes de 2017, cuando se le contrató como alto cargo por parte de esta institución

Dos agentes de la UCO salen de la Diputación de Badajoz.

LA CRÓNICA

Tenía que pasar porque forma parte del proceso judicial, pero no por ello dejó de ser llamativo, causando gran revuelo entre los medios de comunicación (con la presencia de varios nacionales). La Diputación de Badajoz se convirtió este miércoles en el centro de todas las miradas después de que a primera hora de la mañana tres agentes de la UCO (Unidad Central Operativa) de la Guardia Civil entraran en el edificio para iniciar un registro con el fin de obtener la información requerida por los juzgados en el caso del hermano de Pedro Sánchez, tal y como confirmaron a este periódico. A David Azagra (nombre artístico) se le acusa de varios delitos contra Hacienda, la Seguridad Social, malversación y fraudes y exacciones ilegales.

Al registro se unieron a media mañana otros dos agentes más, que llegaron arrastrando maletas con ruedas. Minutos antes de las dos de la tarde ambos salieron de la Institución provincial avanzando a gran velocidad hasta el parking de San Atón; los otros tres lo hicieron rozando las 15.00 horas.

Asimismo, poco tiempo después de que los primeros efectivos de la UCO accedieran a la diputación, llegaba David Azagra, que ejerce el puesto de jefe de la Oficina de Artes Escénicas.

No obstante, Azagra salió de la Institución provincial sobre las once de la mañana; lo hizo por la puerta de la biblioteca. 

«Esto era algo que se esperaba antes o después»

La diputación hizo declaraciones con respecto al registro de la UCO en la Institución provincial. Así, expresó su total «predisposición y colaboración con las autoridades judiciales y policiales» en este proceso, reafirmando su «compromiso con la transparencia y el cumplimiento de la legalidad». Esta actuación forma parte de una investigación, como ya avanzó la jueza días atrás mediante un oficio, que «seguirán con el máximo respeto y responsabilidad». 

En todo momento, desde la Diputación de Badajoz afirman mantener una actitud de «cooperación absoluta con la justicia». «Estamos prestando todo el apoyo necesario para el esclarecimiento de los hechos. Es fundamental para la Diputación de Badajoz que se preserve la integridad de nuestras instituciones y la confianza de los ciudadanos».

Y más allá del comunicado oficial, el vicepresidente primero de la Institución provincial, Ricardo Cabezas, expresó: «Esto era algo que se esperaba antes o después» puesto que forma parte del proceso judicial abierto.

Fuentes consultadas por este diario aseguraron que los agentes de la UCO «han ido a buscar unos correos electrónicos», aunque no precisaron quién o quiénes serían los remitentes y destinatarios ni tampoco qué ordenadores eran a los que habían accedido.

No obstante, sí se conoce que toda la documentación que se han llevado es digital: los citados correos electrónicos enviados y recibidos por funcionarios y responsables políticos correspondientes al año 2017, o lo que es lo mismo, la fecha en la que la diputación contrató a David Sánchez tras un proceso selectivo con diez aspirantes en el que se incluía una entrevista personal.

La biblioteca, ‘centro operativo’

Según testimonios recogidos, los agentes buscaron información en despachos de las áreas de Recursos Humanos y Cultura (el despacho oficial de David Sánchez está en la plaza de España, en un edificio ajeno al palacio provincial).

De este modo, la Biblioteca Felipe Trigo se convirtió en el ‘centro operativo’ de la UCO. En este lugar se entrevistaron con varios funcionarios a los que fueron llamando a lo largo de la mañana, entre ellos varios informáticos.

Esta acción se desarrolla tras la autorización de la titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Badajoz, Beatriz Biedma, que ha dado la orden, previa petición de la UCO, para acceder a la Institución provincial para obtener la información necesaria para el desarrollo de este proceso judicial.

Los agentes de la UCO entrando en el edificio.

Los agentes de la UCO entrando en el edificio. / S. GARCIA

En ese sentido, desde la diputación confirman que la documentación enviada a la jueza ha sido la misma que la presentada en la llamada ‘comisión de investigación’ que se creó para esclarecer las labores de David Azagra. La misma se creó a petición del PP y fue aprobada por el PSOE, que tiene mayoría absoluta.

Esta comisión terminó con un dictamen que solo contó con los votos a favor de los socialistas. En el mismo se argumentaba que Azagra «sí cumple con sus funciones» y que no tiene que fichar, como si lo hacen los funcionarios, por ser alto cargo. Por ello, su trabajo se mide en base a «objetivos que sí se han cumplido».

Entrevista directa

Los investigadores se entrevistaron con el hermano de Pedro Sánchez, que «ha colaborado en todo momento y no ha puesto ningún tipo de traba», según explicaron. También habría estado presente Francisco Mendoza, letrado de la Diputación de Badajoz, que declinó realizar declaraciones a la prensa.

Tampoco quiso pronunciarse, de momento, el abogado de Sánchez, Emilio Cortés, que no estuvo con su cliente, David Sánchez, durante su encuentro con los agentes.

Habría que recordar que las diligencias, que se mantienen secretas, se iniciaron después de que el sindicato Manos Limpias interpusiera una denuncia en los Juzgados de Badajoz contra David Sánchez Pérez-Castejón.

La visión de los trabajadores

Y mientras los agentes de la Guardia Civil desarrollaban su trabajo, entre los empleados del edificio, varias versiones. «Hemos seguido realizando nuestro trabajo con normalidad, yo no he visto a los agentes de la UCO en ningún momento», contaba un trabajador de la Diputación de Badajoz, que reconocía que se habían visto más sorprendidos por la numerosa presencia de periodistas, fotógrafos y cámaras en los distintos accesos al palacio provincial que por la de los investigadores.

Otro funcionario reconocía que, aunque cada empleado continuó desempeñando sus funciones, la llegada de los agentes sí había causado cierto «revuelo» y despertado expectación. «No sabemos muy bien qué han venido a buscar y cómo acabará esto», comentaba.

Para algún otro, el operativo, aunque discreto, no era más que «un circo con unos intereses concretos». ¿Cuáles? «El tiempo lo dirá», auguraba.

Investigación: pieza separada bajo secreto

La intervención que los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil llevaron a cabo este miércoles en la Diputación de Badajoz es una pieza separada de la investigación encargada por la titular del Juzgado de Instrucción número 3, que lleva la causa del hermano del presidente del Gobierno, tras la denuncia de Manos Limpias. La jueza requirió a la UCO que realizara indagaciones relativas al contrato laboral de personal de alta dirección firmado por David Sánchez. Los investigadores cursaron un oficio al juzgado para acceder a los ordenadores del palacio provincial para completar su informe, que su titular autorizó. Sobre estas diligencias se ha decretado el secreto expreso de actuaciones, es decir, las partes no tienen acceso a las mismas para evitar posibles filtraciones y manipulaciones de pruebas. Fuentes judiciales apuntaron que previsiblemente este jueves se ordenará el levantamiento del secreto de sumario.