ENTREVISTA | Francisco Buenavista Diputado Delegado de Promedio

«Es imprescindible que seamos más cuidadosos para reciclar más y mejor nuestros residuos»

Promedio ha duplicado la frecuencia de recogida de los contenedores amarillos y azules y está implantando la recogida de la orgánica en 104 localidades

Francisco Buendía, diputado delegado de Promedio.

Francisco Buendía, diputado delegado de Promedio. / EL PERIÓDICO

Redacción

El Consorcio Promedio es el principal operador de recogida de residuos de Extremadura. Son 121 municipios los que han confiado esta tarea en la entidad de la Diputación de Badajoz, dando servicio a más de 260.000 personas cada día. Su diputado delegado es Francisco Buenavista, también alcalde de Hornachos, que nos ofrece una valoración sobre la situación del reciclaje en la región en este Día Mundial del Reciclaje:

¿Cómo está funcionando el reciclaje en la provincia de Badajoz?  

La separación de residuos en los hogares es una práctica que requiere de información, medios y voluntad. En cuanto a información, son múltiples y diversas las acciones de divulgación que realizamos para que la ciudadanía sepa qué va a cada contenedor. Incluso los niños y niñas tienen estas materias integradas en el propio currículum escolar. 

Los medios puestos a disposición son, creemos, suficientes. De forma general, en nuestros pueblos y ciudades hay contenedores amarillos o azules a menos de 100 metros de cualquier vivienda.

La última de las patas del reciclaje es el compromiso ciudadano. Año a año las cifras van mejorando, aunque lentamente. Queremos aprovechar el momento para renovar ese compromiso, introducir mejoras e invitar a todos y todas a reciclar más y mejor.

Promedio ha aplicado mejoras en la recogida para incentivar a todos y todas a reciclar más y mejor.

La cercanía de los contenedores es importante, pero existe la disyuntiva que nadie quiere tener el contenedor lejos, ni tampoco en su puerta. Y más ahora en verano, que la basura desprende más olor. ¿Tenéis muchos problemas en este sentido?

La coordinación con los ayuntamientos es el día a día del personal técnico de Promedio. Y se dan muchas circunstancias. Hay incluso localidades que cambian los contenedores de un lado al otro de la calle en cada mes. 

Ahora que llega el verano y que nuestros pueblos y ciudades se llenan de vida, es imprescindible que seamos más cuidadosos a la hora de deshacernos de nuestros residuos, con objeto de evitar vertidos de líquidos en las calles y la proliferación de plagas y malos olores.

Tres sencillas reglas son esenciales. Desechar los residuos de fracción resto siempre dentro de bolsas, nunca a granel. Siempre introducir esas bolsas o los cartones bien plegados dentro de los contenedores y no en la tapa o en el suelo junto a ellos; y cerrar las tapas de los contenedores por norma al terminar.

Con todo ello, sin duda, haremos nuestros pueblos y ciudades más saludables.

Habla de introducir novedades o más medios para incrementar el reciclaje, ¿cuáles son las principales medidas?

La primera es la ampliación de las frecuencias de recogida de los contenedores amarillos y azules. Desde hace varios meses ya se ha duplicado y se recoge un mínimo de 2 veces a la semana cada contenedor. Evitamos así el problema de contenedores desbordados y multiplicamos las posibilidades de reciclar.

Y la medida estrella es la implantación de la recogida de la orgánica por separado. Ya es una realidad en ocho localidades, entre ellas, Jerez de los Caballeros, Campanario, Llerena o Guareña. Nos hemos adelantado incluso a grandes ciudades de Extremadura y de todo el país. Y de aquí a mediados de 2025 llegará a todos los municipios donde Promedio presta servicio, hasta el pueblo más pequeño.

Se estima que el 30% de la bolsa de la basura de un extremeño o una extremeña son residuos orgánicos. Si conseguimos que estos restos orgánicos vayan al contenedor marrón y mejoramos también las cifras del amarillo y del azul, cumpliremos seguro con los objetivos marcados por la Unión Europea y la Ley 7/2022 española en materia de reciclaje.

Además, se están creando «islas de reciclaje» para evitar que haya contenedores aislados. De esta manera, los vecinos y vecinas tendrán en un mismo lugar todas las opciones para desprenderse de sus residuos de forma correcta y no tendrán que desplazarse a diferentes puntos para reciclar.

¿Cómo ha funcionado la recogida en los municipios donde ya se recoge la orgánica?

Desde principios de 2023 hasta ahora se han recogido más de 270 toneladas de residuos orgánicos en La Albuera, Entrín Bajo, Guareña, Llerena y Azuaga. 

Es una cantidad muy importante, pero, sobre todo, destaco la calidad de esos restos orgánicos. Es decir, el índice de residuos inapropiados en estos contenedores es muy bajo, entorno al 6%.

Estos datos nos dicen que la gran mayoría de vecinos y vecinas que han adoptado esta nueva dinámica de reciclaje lo están haciendo muy bien y desde aquí les agradezco enormemente su colaboración.

Solo nos queda animar a esa parte de la población que aún no separa ni orgánica ni otros residuos, a que empiece a hacerlo.

¿Cuáles son los principales errores que detectáis en el reciclaje?

Los principales errores están en el contenedor amarillo, quizás el más difícil de entender. Históricamente, se ha conocido como el contenedor “de los plásticos” y hay que cambiar el chip, porque debe ser el contenedor «de los envases de plástico, las latas metálicas y los briks». Quizá por ese motivo, 4 de cada 10 cosas que se tiran al contenedor amarillo están mal. Ropa, plásticos que no son envases (como un cubo, un juguete roto, lonas o utensilios) o restos de papel y cartón, son los principales fallos que detectamos.

Si separamos mucho y bien, contaremos con más ingresos por la venta de los materiales reciclables y podremos configurar un servicio más completo y sostenible.