Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

el remate

La Banasta

María Ortiz María Ortiz
07/12/2018

 

Cuando escuché al concejal de Vías y Obras del Ayuntamiento de Badajoz, Jesús Coslado, anunciar esta semana la nueva campaña de asfaltado de las calles de Badajoz me acordé del taxista que hace unos días me llevó desde mi domicilio al centro de Badajoz. Todos sabemos de la sabiduría urbana que tiene un taxista y más tratándose de temas relacionados con vías y circulación. Se recorren la ciudad. Son fuentes inagotables para un periodista. Y me acordé de él porque andaba el hombre bastante molesto por el mal estado de muchas calles de la ciudad y en concreto por la vía en la que nos encontrábamos en esos momentos: la Banasta, una de la calles que se incluyen entre las más de medio centenar de actuaciones que se van a realizar en numerosos barrios de Badajoz. Supongo que se habrá alegrado de la noticia.

No obstante coincidíamos el buen taxista y yo en que esa carretera necesita mucho más que arreglo del firme. Circulábamos de noche, lloviznando y con bastante intensidad de tráfico. Porque La Banasta, aunque se hiciera el desdoblamiento de la carretera de Valverde, sigue siendo una vía muy utilizada para salir de Las Vaguadas. Sobre todo por los vecinos que viven más cerca y que no quieren dar un rodeo para coger la otra carretera. Es lógico. Salvando las distancias, es como ir de Badajoz a Cáceres por Mérida para evitar la Ex-100.

Además es la zona por donde está creciendo de manera exponencial la población de Las Vaguadas. Y justo donde se ha construido el nuevo colegio público. Las retenciones en La Banasta en las horas de entradas y salidas de los niños son diarias.

Una carretera que no tiene arcén, no está señalizada, con mal trazado y sin iluminación ninguna, ya que se encuentra en medio de una especie de páramo. Una zona donde es fácil ver a muchos jóvenes caminando de vuelta a casa de noche y con la única luz de las linternas de sus móviles. Un auténtico peligro.

La futura conexión entre Las Vaguadas y la barriada de Llera podría aliviar este problema. Mientras tanto habrá que tener mucha precaución al transitar por esta carretera tortuosa.

Las noticias más...
Deshacer Previsualizar antes de guardar Guardar CMS desarrollado por: CMS desarrollado por DiCom Medios, S.L.