+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

LA PRIMERA PARADA CULINARIA SERÁ PORTUGAL

Comedores sin fronteras

Catering Cantueso ofrece a los comedores escolares que atiende un menú internacional los últimos viernes de cada mes para que los niños conozcan la gastronomía de otros países de forma amena

 

En el colegio Arias Montano8 Alumnos, en el comedor. - S. GARCÍA

Los alumnos que acuden al comedor del colegio público Arias Montano de Badajoz ya saben que el último viernes de octubre el menú será especial, porque sus familias reciben a primero de mes el calendario para las cuatro semanas siguientes. Esta vez se han encontrado con la sorpresa de que rematarán octubre viajando a Portugal, desde el punto de vista culinario. El viernes 25 tomarán feijoadas de primero y francesinha com arroz, de segundo. En portugués, tal como se lee, así comerán. Será la primera cita de una iniciativa que ha puesto en marcha la empresa de catering que lleva este comedor, Cantueso, que también se encarga del colegio Luis de Morales y los Salesianos en Badajoz, el Vía de la Plata en Almendralejo y 6 centros con necesidades especiales.

La propuesta consiste en que los escolares prueben comidas tradicionales de otros países. De momento, los padres del Arias Montano parecen haberla recibidio bien, a juzgar por sus comentarios en las redes sociales. «Es estupendo que los niños prueben nuevos sabores», dicen.

Roberto Barrios, de Catering Cantueso, explica que es tan sencillo como escoger cada mes un país y elaborar un menú acorde y adecuado a los niños de manera que se presenten como platos divertidos con los que despedir la semana «y así ese día comen algo diferente». En su opinión, si esta actividad se repite con cierta periodicidad «consigues que los alumnos conozcan otros platos y sabores». La idea además es que la comida se complemente esa jornada con explicaciones sobre el país cuya cocina van a visitar «y dotarlo de un componente educativo». El dueño de Cantueso expone que seguramente hay niños que conocen platos de otros países, sobre todo de Portugal por su cercanía, pero «para muchos será la primera vez» y, además, «es una forma de romper el tedio del día a día, suelen comer sota caballo y rey y de esta manera aportas un punto de divertimento, un menú de fiesta de cara al fin de semana». Después de Portugal, las siguientes paradas están por definir, pero posiblemente los países a visitar sean Italia, Grecia o Estados Unidos, donde hay platos acordes con los siempre delicados paladares infantiles.

Además de esta «mejora» en sus menús, este catering ofrece a los centros a los que atiende talleres de cocina sencillos con cocineros y productos que aporta la empresa.