Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

‘operación mosmar’ conjunta de la policía nacional y guardia civil

La redada antidroga se salda con 7 detenidos y 7,4 kilos de marihuana

En una nave de la urbanización Rincón de Caya tenían un invernadero. Formaban parte de una organización criminal «estructurada perfectamente»

 

La redada antidroga que la mañana del jueves sobresaltó a los vecinos del entorno del parque de la Picuriña y de la urbanización Rincón Caya, en Badajoz, se saldó con la detención de los siete integrantes de un grupo criminal dedicado al cultivo y tráfico de marihuana y la intervención de un total de 427 plantas y 4,7 kilos de cogollos de la misma sustancia preparados para su venta.

La operación, denominada Mosmar, fue conjunta entre la Guardia Civil y la Policía Nacional y en su desarrollo participaron unos cincuenta agentes de ambos cuerpos apoyados con perros adiestrados en la búsqueda de sustancias estupefacientes, según informaron ayer.

Los detenidos son cuatro hombres y tres mujeres, todos ellos vecinos de Badajoz, con relaciones familiares entre sí. Se les considera integrantes de una organización criminal perfectamente estructurada, en la que desarrollaban funciones muy definidas, dedicada a la elaboración, cultivo y tráfico de marihuana.

En el ámbito de la coordinación y colaboración policial entre ambos cuerpos en la lucha contra el tráfico de sustancias estupefacientes, se detectó el asentamiento y la actividad delictiva de una organización estructurada que se dedicaba a cultivar plantas de marihuana y tratar la droga para su posterior venta en Badajoz ciudad y en localidades limítrofes.

El grupo contaba con un cabecilla de la organización, así como personas dedicadas a la elaboración y cultivo de las plantas y otras responsables de la organización y venta de la droga. Durante la investigación se observó que los integrantes del grupo utilizaban para su actividad varios inmuebles en Badajoz, en concreto dos viviendas en la barriada de la Picuriña y una nave en la urbanización Rincón de Caya.

INVERNADERO / Ante los citados hechos y las pruebas incriminatorias, durante la mañana del jueves, medio centenar de agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional llevaron a cabo los registros domiciliarios en ambos entornos. En la nave de Rincón de Caya localizaron un invernadero totalmente preparado para desarrollar el cultivo y crecimiento de las plantas y un secadero y 437 plantas de marihuana. Las instalaciones contaban con enganches ilegales a la red eléctrica, con el objetivo de obtener energía suficiente para la elaboración y cultivo de las plantas, de manera que la compañía suministradora no detectase el elevado consumo de electricidad.

El cabecilla de la organización estaba en la Picuriña, desde donde se organizaba la distribución de toda la droga. Los agentes se incautaron además de las plantas, de 4,7 kilos de cogollos de marihuana preparada para su venta y también encontraron utensilios y material para la distribución y venta de la droga. Por otro lado, se han intervenido tres vehículos utilizados por la organización y 2.100 euros obtenidos presuntamente de la venta de la marihuana.

Las diligencias instruidas por delitos contra la salud pública, pertenencia a organización criminal y defraudación de fluido eléctrico, junto con los detenidos, han sido puestos a disposición judicial.

Las noticias más...