+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

DECENAS DE PACENSES RETOMAN LA PRÁCTICA DE EJERCICIO FÍSICO EN LOS CENTROS DE LA FMD

Vuelta a sudar la camiseta

Las instalaciones deportivas municipales reabrieron ayer tras un mes cerradas

 

Pablo Gallardo volvió a entrenar ayer en La Granadilla a sus aspirantes a policía, bombero o militar. - S. GARCÍA

BADAJOZ - Lydia Sánchez
18/02/2021

Los deportistas pacenses están de enhorabuena. El 14 de enero, el Ayuntamiento de Badajoz anunció el cierre de numerosas instalaciones municipales, incluyendo las deportivas. Ayer, tras algo más de un mes sin recibir a nadie, reabrieron y, por tanto, volvieron a verse concurridas por decenas de usuarios ansiosos por retomar la práctica de ejercicio físico, ya sea por ocio o por obligación.
Dentro de este último grupo se encuentra Pablo Gallardo, entrenador de opositores a la policía, el Ejército, los bomberos... Ahora que ha podido volver a las pistas de atletismo de La Granadilla, las posibilidades de mejorar el rendimiento de sus discípulos se han ampliado mucho más, lo cual es esencial en su caso concreto dada la variedad de las pruebas a las que se tienen que enfrentar los aspirantes a funcionarios y en las que se valoran la fuerza, la resistencia, la velocidad y la agilidad.
Durante estas semanas en las que el deporte en grupo ha estado prohibido, los entrenamientos tuvieron que ser online. A pesar del esfuerzo, los resultados en casa no son los mismos que en persona: "La gente se desanima”. La diferencia la nota hasta su propio bolsillo, ya que esa pérdida de motivación se acaba traduciendo en abandono: “De contar con un 100% o un 80% de ingresos, pasas a tener la mitad porque algunos se borran”.
José Parejo, monitor del gimnasio de las IDM El Vivero, coincide con él en que el aspecto psicológico es importantísimo. “El ambiente influye, porque si un día estás un poco apagado, lo mismo en tu casa o no entrenas o lo haces regular, pero vienes al gimnasio y, aunque estés un poco separado, ves al resto de compañeros y te animas”. Ese es, de hecho, uno de los motivos por los que Juan Carlos de la Concepción, panadero que se levanta todos los días a las cinco de la mañana, saca siempre 45 minutos para hacer ejercicio allí mismo: “Me llevo todo el día trabajando y este ratito es necesario tanto para la parte física como para la mental”. Los dos consideran, además, que el espacio es totalmente seguro en lo que a higiene sanitaria se refiere.
Las ganas de volver a los centros de la Fundación Municipal de Deportes (FMD) son tales, que la afluencia de deportistas no ha sido la única en aumentar. Juanjo Mangas, trabajador de La Granadilla, asegura que han recibido un número bastante alto de visitantes que venían a actualizar su carné o llamadas telefónicas de personas interesadas en informarse de las novedades: “Hemos pasado de no tener a nadie a atender a unos 20 usuarios en persona y unas 60 o 70 llamadas. La cosa se va reactivando poquito a poco”.