+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

Djokovic conquista su octavo título en Australia tras una dura batalla con Thiem

El tenista serbio suma su 17 Grand Slam y desbanca a Rafael Nadal del número 1 mundial

 

Novak Djokovic celebra un punto ante Dominic Thiem durante la final del Abierto de Australia. - AFP / MANAN VATSYAYANA

JAUME PUJOL-GALCERAN
02/02/2020

Ocho finales y ocho títulos en la Rod Laver Arena que es el patio de casa de Novak Djokovic como Roland Garros lo es de Rafael Nadal y la hierba de Wimbledon lo era de Roger Federer. En una maratoniana final, remontando un marcador en contra, el tenista serbio se ha apuntado el título al vencer en la final al austriaco Dominic Thiem por 6-4, 4-6, 2-6, 6-3 y 6-4. Djokovic se acerca con 17 grandes a los 19 de Nadal y los 20 de Federer para recuperar el número 1 mundial este lunes por solo 325 puntos de ventaja sobre Nadal.

Nueva década y nuevo campeón del Grand Slam. Dominic Thiem ha puesto finl al dominio de Novak Djokovic en el Abierto de Australia y al del 'Big 3' para conquistar el primer gran título de su carrera al imponerse por 4-6, 6-4, 6-2 y xxxxx al tenista serbio, último campeón y ganador en siete ocasiones en Melbourne.

El primer set ya anunciaba la batalla de 4 horas y cinco sets que iban a mantener en juego y emoción los dos tenistas. Djokovic ha sido el primero en romper (2-0) imponiendo un ritmo rápido para impedir que Thiem le llevara a un pulso de fuerza. El austríaco sufría en cada servicio pero ha conseguido igualar el marcador (4-4), aunque la alegría le ha durado poco. Djokovic ha recuperado el break y ha conseguido cerrar el set que se le complicaba con una doble falta de austriaco.

Queja al juez de silla

En el segundo, también una doble falta de Djokovic, le ha dado el break a Thiem (2-2). El partido ya había cambiado. El juego rocoso, potente y valiente del austriaco hacía dudar al número 2 mundial, que ha ido a remolque a pesar de igualar el marcador (4-4).

Otra doble falta y dos avisos por pasar de los 25 segundos en sacar, le han acabado de descentrar para perder el servicio y en el siguiente juego el set. Muy bien, muy bien, le ha tocado en el cambio de pista la zapatilla al juez árbitro.

Ha sido un golpe duro para Djokovic. Y lo ha aprovechado Thiem para hacerle al serbio dos breaks seguidos y colocarse con una ventaja inalcanzable de 4-0. Djokovic había perdido su convicción y su energía. Thiem hacía lo que quería con la bola. Solo ha cedido dos juegos para apuntarse la manga. De los últimos 10 juegos el austriaco se ha apuntado ocho. Djokovic ha pedido tiempo médico para marchar al vestuario.

Campeón renacido

Las caras de preocupación de Goran Ivanisevic y Marian Vajda en el palco del serbio no auguraban buenas noticias. Djokovic no encontraba soluciones pero al menos mantenía la igualdad en el marcador. El serbio resoplaba buscando una calma inspiradora. La encontró en el octavo juego y le ayudó una doble falta de Thiem. No lo desaprovechó Djokovic para ganar el cuarto set en su siguiente saque en blanco.

Quinto y decisivo set. Thiem lo empezaba con más de 21 horas en sus piernas desde que comenzó el torneo. Djokovic lo afrontaba con una energía más recuperada para plantar batalla tras haber estado grogui. Djokovic volvía a estar metido en la batalla. El serbio ha hecho el break (2-1) y ha salvado un 30-40 después, para adelantarse 3-1 y colocando a Thiem contra las cuerdas. El número 2 mundial volvía a sacar el puño para celebrar los puntos. Thiem se defendía como podía. Seguía luchando. Pero Djokovic, después del sufrimiento, ya no ha desaprovechado su ventaja. Con el saque en su mano tras 4 horas ha certificado su octavo Abierto de Australia en el primer 'match ball'.