+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

Propuesta de Pedro Sánchez

Meritxell Batet, presidenta del Congreso, y Manuel Cruz, presidente del Senado

 

Meritxell Batet y Manuel Cruz. -

JUAN RUIZ SIERRA
17/05/2019

El Congreso y el Senado estarán presididos en la nueva legislatura, salvo sorpresas de última hora, por dos socialistas catalanes. Las propuestas de Pedro Sánchez para ejercer la tercera y cuarta autoridad del Estado, que el presidente en funciones llevará este viernes a la Ejecutiva del PSOE, son la actual ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, y Manuel Cruz, senador del PSC.

Batet, que desde la moción de censura llevó junto a Carmen Calvo el diálogo con la Generalitat, estará al frente de un Congreso aún más fragmentado que el de la última legislatura, con los socialistas en mejor posición para gobernar que justo después de la moción de censura (ahora tienen 123 escaños frente a los 84 de entonces), pero forzados a alcanzar pactos con otros partidos para sacar adelante sus iniciativas.

Nacida en Barcelona en 1973, profesora de Derecho Constitucional en la Universidad Pompeu Fabra, Batet no ha sido una de las dirigentes más implicadas en la trayectoria de Sánchez (no formó parte de su equipo cuando reconquistó el liderazgo socialista frente a Susana Díaz y Patxi López), pero el jefe del Ejecutivo en funciones siempre ha confiado en ella para las grandes ocasiones. Fue su número dos por Madrid en las generales del 2015. Después, tras el desalojo de Mariano Rajoy de la Moncloa, ministra. Y ahora será presidenta del Congreso.

El sustituto de Iceta

La propuesta de Cruz para el Senado viene forzada por el rechazo del independentismo a designar como senador en el Parlamento catalán a Miquel Iceta, para después presidir la Cámara alta. La dirección socialista había barajado la posibilidad de llevar hasta el final su apuesta por el primer secretario del PSC, confiando en que el Tribunal Constitucional resolviera con rapidez el recurso de amparo presentado por los socialistas catalanes y nombrando por el momento un presidente interino del Senado. Al final, sin embargo, han descartado esta vía. Cruz será el presidente del Senado durante toda la legislatura.

Batet aún debe concitar el apoyo de otros grupos el próximo martes, cuando se constituyen las dos cámaras, pero Cruz no, ya que el PSOE tiene mayoría absoluta en el Senado.

Nacido en Barcelona en 1951, Cruz es catedrático de Filosofía Contemporánea en la Universidad de Barcelona. En la pasada legislatura fue diputado, tras ocupar en las elecciones generales del 2016, como independiente, el segundo puesto de las listas de los socialistas catalanes. Tanto él como Batet, junto al resto de parlamentarios del PSC, votaron en contra de la investidura de Rajoy, rompiendo la disciplina del grupo socialista, que había ordenado abstenerse para evitar unas terceras elecciones.