+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

PERSPECTIVAS ECONÓMICAS

Guindos asume un posible desvío del déficit del 2015 por las autonomías

El ministro sostiene que con un Gobierno que no genere confianza se incumplirá el déficit en el 2016

 

Guindos asume un posible desvío del déficit del 2015 por las autonomías - DAVID CASTRO

ROSA MARÍA SÁNCHEZ / MADRID
22/01/2016

El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, ha asumido este viernes el posible incumplimiento del objetivo de déficit del 2015 (fijado en el 4,2% del PIB) como consecuencia de la desviación de las cuentas de las comunidades autónomas. "En estos momentos la incertidumbre reside en las autonomías. Es ahí donde se puede producir la mayor desviación", ha dicho De Guindos en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros tras hacer un positivo balance económico de la pasada legislatura.

La Comisión Europea espera la formación del nuevo Gobierno en España para negociar en la primavera ajustes presupuestarios que permitan lograr objetivo de déficit del 2016 (2,8% del PIB), de difícil cumplimiento a juicio de Bruselas. Según De Guindos, sin embargo, "la preocupación de la Comisión Europea no es tanto una desviación del déficit publico en unas décimas este año. El problema es que si se desacelera la economía por una menor confianza, el objetivo de déficit público sí que no lo vamos a cumplir". "De momento -ha añadido- hemos empezado el año creciendo a un ritmo del 3,3% y con una creación de empleo muy intensa".

 

LA CUESTIÓN POLÍTICA

El ministro se ha referido así a la incertidumbre política sobre la formación de un nuevo Gobierno es España que preocupa entre los inversores internacionales. "El temor fundamental es que se reviertan las reformas y que el próximo Gobierno no tenga una actitud tan clara como el actual en el tema de Cataluña", ha dicho. 

Según el ministro en funciones, la economía española ha empezado el 2016 con unos indicadores "como nunca" en alusión a la combinación de crecimiento económico, aumento del empleo, redución del paro, nulainflación y superávit exterior. "Ya nadie podrá decir que el ladrillo es el elemento fundamental de la economía española. La construcción ha reducido su peso a la mitad y se ha trasladado a la exportación". Eso es, según De Guindos "el cambio de modelo" que se ha operado en esta legislatura. "En el 2015 se produjo la mayor reducción del paro de la historia de nuestro país", ha dicho.


VIENTOS DE CARA Y DE COLA

El titular en funciones de Economía descarta que el nuevo entorno internacional -volatilidad en los mercados financieros, menor crecimiento mundial y riesgos geopolíticos- pueda afectar a su previsión de crecimiento del PIB español del 3% para este año. En su opinión la caída de las bolsas internacionales registradas desde comienzos de año no están anticipando una nueva "gran depresión" mundial, como interpretan algunos. "Hay vientos de cara, pero también hay vientos de cola", ha dicho De Guindos en alusión a las ventajas para la economía española del bajo precio del petróleo.Según sus cálculos la caída del precio del crudo puede añadir cinco décimas al crecimiento económico gracias al ahorro de 15.000 millones en la factura energética y a la moderación de la inflación.

En su balance de la economía de los cuatro últimos años, De Guindos ha insistido en que "la salida de la crisis se producirá a final de este año", el 2016, una vez que el nivel de renta del país vuelva al existente antes del 2008. "Se ha revertido completamente la situación, se ha dado la vuelta a la situación con la que empezamos la legislatura", ha rubricado la vicepresidente del Gobierno en funciones,Soraya Sáenz de Santamaría.