+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

LA INVESTIDURA FRUSTRADA

Junts pel Sí y la CUP vuelven a citarse este viernes para el último intento

"Si hoy no hay acuerdo, Mas convocará elecciones el lunes", afirma el convergente Josep Rull

 

Marta Rovira, Raül Romeva, Josep Rull y Jordi Turull, este jueves a las puertas del Parlament. - EFE / QUIQUE GARCÍA

JOSE RICO
08/01/2016

Parece que este viernes sí será la jornada definitiva para saber si Cataluña votará de nuevo en marzo o no. Junts pel Sí y la CUP se han citado hoy para la última reunión, según ha confirmado el coordinador de CDC, Josep Rull, en una entrevista en el diario 'Ara'. "Si hoy no hay acuerdo para investir al candidato de Junts pel Sí,Artur Mas firmará el lunes decreto de convocatoria de las elecciones", ha asegurado el dirigente nacionalista. El plazo legal para elegir al presidente de la Generalitat se agota el domingo a las 23.59 horas, pero los trámites preceptivos para convocar un pleno en el Parlament obligan a dejar un cierto margen de tiempo. Además, si Mas necesita dos votaciones para ser investido, la primera tendría que efectuarse este mismo viernes para que el domingo tuviese lugar la segunda, salvo que el candidato de Junts pel Sí amarrase el voto a favor de al menos seis diputados de la CUP en la primera votación.

Aunque ha afirmado que ambas partes explorarán "hasta el último rincón para ver si puede hacerse operativo el mandato del 27-S", las expectativas de acuerdo tienden a nulas, máxime tras la reunión de tres horas que mantuvieron este jueves y que finalizó sin pacto alguno. No obstante, ni Junts pel Sí ni la CUP quisieron dar por rotas las negociaciones, por más que el 'president' en funciones reconociese,en una entrevista en TV-3, que ve "muy difícil" que se desbloquee la situación. Mas admitió también que diputados de Junts pel Sí le han sugerido que dé un paso atrás para desencallar la negociación, pero rechazó hacerlo para no "destruir" el proceso soberanista y dio por hecho que será candidato a las elecciones de marzo. ERC también rehusó este jueves la oferta de Mas de entrar ahora en el Govern en funciones para visualizar la "unidad" independentista y blindar, de paso, la continuidad de Junts pel Sí.