Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

LA CRISIS EN LA COMUNIDAD DE MADRID

El PP abona la teoría de la conspiración socialista para salvar a Cifuentes 'in extremis'

La presidenta exige explicaciones sobre el supuesto profesor militante del PSOE que filtró sus datos.

PILAR SANTOS / GEMMA ROBLES / JULIA CAMACHO
08/04/2018

 

El PP está haciendo un último intento de salvar in extremis a Cristina Cifuentes apostando por una estrategia ya aplicada con éxito por los populares en algunas de sus crisis más sonadas en los últimos años: dar la vuelta a la tortilla política y tratar de colocar el foco en el posible origen de la información, en este caso sobre el polémico máster, y no sobre el diluvio de irregularidades que se han conocido sobre el mismo. Despues de que El Mundo haya publicado este domingo que ha sido un profesor, militante del PSOE y "resentido" con los conservadores quien ha destapado el caso que afecta a la presidenta madrileña, la propia Cifuentes y su número dos, Ángel Garrido, han salido inmediatamente a la palestra a abonar la teoría de la conspiración socialista y a exigir explicaciones urgentes a Pedro Sánchez y Ángel Gabilondo.

No quiso perder ni un minuto la dirigente madrileña en desplegar el plan de defensa. Antes de que se iniciara la última sesión del cónclave que el PP ha celebrado en Sevilla, y que ella ha protagonizado sin ninguna duda, convocó de nuevo a los periodistas. "Yo me matriculé, pagué, cursé, obtuve mi máster y así lo puedo demostrar", repitió en primer lugar, como ha venido haciendo esta semana. Pero después se esforzó en centrarse en la novedad de la jornada: "Hemos conocido unas informaciones muy preocupantes respecto a este asunto que si no les importa [se refería a la prensa] el portavoz de mi gobierno, Angel Garrido, va a hacer algunas declaraciones sobre las mismas… Yo estoy tranquila. No he dejado de estarlo nunca. Cuando uno tiene la verdad por delante, a pesar de lo desagradable que es esta situación, personalmente muy duro, se está tranquila. Confío en la justicia, y que sepamos lo que realmente ha ocurrido", subrayó.

Tras Cifuentes, llegó el turno declarativo de Garrido. Y la artillería pesada para el contraataque. El portavoz de Madrid tachó de "muy preocupante" que se haya difundido que un profesor de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) tuvo "durante meses" acceso a los datos académicos de la presidenta regional, algo que "puede ser delictivo". "Y lo que es más preocupante: que dirigentes socialistas fueron conocedores de este presunto delito y no dijeron nada -alegó-. Pido una explicación urgente y con carácter inmediato a dos personas. A Gabilondo y a Sánchez".

UN CARÁCTER DE "PSICÓPATA"

Según el portavoz de la Comunidad, urge que Gabilondo aclare si tuvo o no conocimiento de estos "hechos delictivos" y no movió un dedo y si el líder del PSOE, Pedro Sánchez o él supieron o se reunieron con el mencionado docente, que al parecer se hace llamar Profesor P. y que para en entorno de Cifuentes tiene carcaterísticas de "psicópata". "Hasta tal punto llegaba la obsesión de este señor, militante del PSOE, que tenía su pared empapelada al modo de los psicópatas, con árboles de las decisiones sobre los pasos que había que ir dando en esta trama contra Cristina Cifuentes. Tienen que dar explicaciones urgentes tanto señor Gabilondo como el señor Sanchez",  afirmó.

Por último, señaló que la presidenta en estos momentos mantiene "abierta todas las posibilidades" de emprender nuevas acciones legales y que se van a tener que dar muchas explicaciones (cierto, todos, porque el caso del máster ya está en manos de la Fiscalía) sobre cómo pudo un militante socialista tener acceso a datos protegidos de una alumna. Se le preguntó entonces si a partir de ahí se atrevía a afirmar que todas las informaciones en torno a irregularidades del máster de su jefa eran o no falsas. 

No respondió directamente, pero recurrió a un camino que, sin duda, se utilizará de forma generalizada por los populares en los próximos días. El de sembrar la duda: "Si alguien con un carnet del PSOE tiene acceso a los registros informáticos de la Universidad de modo ilícito, puede haber hecho cualquier cosa. Introducir, modificar, cambiar quitar... puede haber hecho cualquier cosa. Son ellos los que tienen que aclararlo. Pero si él habla de que se reunió con dirigentes socialistas, pues que den la cara Gabiliondo y Sánchez. Que den la cara", remató. Los conservadores ya advierten que si se abre una comisión de investigación, no se descarta que el testimonio de estos dirigentes socialistas también sean requeridos.

Las noticias más...
Deshacer Previsualizar antes de guardar Guardar CMS desarrollado por: CMS desarrollado por DiCom Medios, S.L.