+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

Sánchez frena a Iglesias pero negociará con él si fracasa Rajoy

"Primero las políticas", dice el candidato socialista sobre la oferta del líder de Podemos de un Gobierno conjunto. El líder del PSOE considera que el partido emergente ya ha renunciado al derecho a decidir

 

El Rey recibe al socialista Pedro Sánchez en la ronda de conversaciones sobre la investidura - EFE

JUAN RUIZ SIERRA / MADRID
22/01/2016

Pedro Sánchez ha eludido contestar este viernes a la oferta lanzada un par de horas antes por Pablo Iglesias de formar un Ejecutivo de coalición del PSOE y Podemos, donde IU también debería tener algún papel. “Programa, programa y programa. Lo importante es hablar de políticas. Luego ya veremos cómo se conforma el Gobierno”, ha insistido Sánchez en numerosas ocasiones.

Pero las negociaciones solo se llevarán a cabo después de las dos sesiones de investidura a las que someterá Mariano Rajoy como aspirante a la Moncloa más votado. Si el presidente en funciones fracasa, como parece probable, comenzarán las negociaciones con Podemos. “Soy un político que hace lo que dice. La democracia tiene sus plazos. No hay atajos. Ahora es el turno de Rajoy”, ha señalado.

NEGOCIACIONES "TRANSPARENTES"
De esta forma, Sánchez, muy lanzado en los últimos días, da por hecho que Podemos ya ha renunciado a una consulta vinculante en Catalunya sobre la independencia. A finales del año pasado, en un convulso comité federal en el que los barones socialistas más relevantes pusieron de manifiesto su desconfianza hacia el secretario general, el partido aprobó una resolución en la que se comprometía a no negociar con nadie que propusiera el derecho a decidir.

Para calmar la tensión con los líderes territoriales, Sánchez ha señalado que las “negociaciones serán transparentes, por streaming, con luz y taquígrafos”. Y frente a quienes ponen en duda su defensa de la soberanía nacional con tal de llegar al Gobierno, el líder socialista ha mostrado su pedigrí frente al independentismo.  

El anuncio de Iglesias ha cogido por sorpresa a los socialistas, como ha reconocido su propio secretario general, que se encontraba reunido con Felipe VI cuando el líder de Podemos ha pedido ser el vicepresidente del futuro Ejecutivo junto a otros miembros de su partido, a los que ha presentado como futuros ministros. “Me ha informado el Rey sobre la propuesta de Iglesias. Entré en Zarzuela sin un gobierno y parece que vengo aquí con los ministros nombrados”, ha bromeado Sánchez en el Congreso.