+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

BALANCE DE FEDEXCAZA AL CIERRE DEL EJERCICIO 2019

El número de cazadores federados se duplica y ya supera los 35.000

Los cotos sociales y nuevas modalidades cinegéticas son algunas causas del incremento. La caza mayor goza de muy buena salud, pero la situación de la menor es preocupante

 

Cazadores con sus perros durante una jornada cinegética. - EL PERIÓDICO

REDACCIÓN region@extremadura.elperiodico.com MÉRIDA
13/01/2020

La Federación Extremeña de Caza (Fedexcaza) cerró el pasado año con más de 35.000 cazadores federados, un número que duplica las cifras con las que terminó el ejercicio 2018. El presidente de Fedexcaza, José María Gallardo, ha explicado a Efe que este incremento es reflejo del esfuerzo que realiza la entidad en beneficio del sector y de los cazadores en un momento donde «es más necesario que nunca efectuarlo» ante problemáticas como la situación de la caza menor o la cada vez mayor «presión animalista».

La modificación de la Ley de Caza autonómica en 2019 también ha sido «muy importante» en este sentido, pues se impulsaron los cotos sociales de caza, se reconocieron modalidades como el jabalí al salto y se redujo el precio de las licencias de caza. Además, la normativa también reconoció el papel de la federación como entidad que encabeza la interlocución entre cazadores y Gobierno extremeño en los temas relativas al sector, otro aspecto «fundamental». Gallardo ha destacado además el «importante esfuerzo» que realizan para llevar a la sociedad los beneficios de la caza y responder a quienes «demonizan» este sector, cuya presión ha aumentado en Europa en los últimos meses y es cada vez «más feroz y menos tolerante».

CAZA MENOR / José María Gallardo ha explicado que este aumento de federados se debe también a la labor que lleva a cabo Fedexcaza con proyectos de impulso del sector cinegético extremeño, desde la recuperación de la caza menor a medidas para mejorar los hábitats.

Un trabajo que es «muy necesario», pues mientras la caza mayor extremeña pasa por muy buena salud, la situación de la caza menor es «preocupante» debido a cuestiones como los deterioros de los hábitats, las enfermedades y el cambio climático, entre otros motivos.

Por su parte, la Asociación Jóvenes Cazadores de Extremadura (Jocaex) alcanzó en 2019 los mil socios, una cuestión también «muy importante» para los retos de futuro que se plantea la caza extremeña. «El año 2019 fue muy completo, y tanto trabajo acaba dando sus frutos», ha afirmado Gallardo, quien ha expresado que la federación continuará con los proyectos ya iniciados e impulsará otros como un plan para la recuperación de la caza menor que expondrá próximamente a la Administración autonómica.