+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

En la región existen 95 estaciones

Petición unánime de la Asamblea de Extremadura para regular las gasolineras desatendidas

 

EFE
25/02/2016

El pleno de la Asamblea de Extremadura ha reclamado por unanimidad al Ejecutivo regional que, a la mayor brevedad posible, elabore una normativa que garantice que las 95 estaciones de servicio desatendidas que hay en la región cuenten, al menos, con una persona para atender las necesidades y sus clientes.

La iniciativa ha sido presentada por el Grupo Socialista, cuyo portavoz, Celestino Vega, ha señalado que Extremadura es de las pocas comunidades que no cuenta con una normativa al respecto pese a los riesgos para la seguridad de los usuarios, entre otros efectos, que conllevan.

Según ha dicho, en Extremadura existen actualmente 488 estaciones de servicios, de las que 95 están desatendidas, con lo que, amen de otras cuestiones, la elaboración de una normativa tendría también repercusión desde el punto de vista del empleo, ya que detendría el aumento de este tipo de estaciones y obligaría a la contratación de personal por parte de las actuales.

Ha recordado que la proliferación de este tipo de estaciones desatendidas preocupa a las organizaciones de consumidores y usuarios por el riesgo potencial para usuarios en caso de derrame de combustible o de reclamación en caso de error en el cobro o repostaje.

El portavoz socialista ha señalado que comunidades autónomas como Navarra, Andalucía, Castilla-La Mancha, Aragón, Murcia, Baleares o Valencia ya han aprobado iniciativas al respecto.

La iniciativa ha contado con el respaldo unánime de todos los grupos de la oposición, aunque el portavoz del PP, Francisco Ramírez, ha pedido "no criminalizar" las normativa aprobada en 2013 que permitió la puesta en marcha de este tipo de estaciones de servicio, ya que su objetivo era rebajar el precio del combustible.

Asimismo, ha pedido que la tramitación de la misma se haga de manera ordinaria, para que todos los sectores afectados puedan expresar su opinión sobre la misma.