Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

IMPACTO DE LA PRIMERA MEDIDA DEL EJECUTIVO DE PEDRO SÁNCHEZ

La subida de las pensiones será de 7,5 € de media al mes en la región

El alza repercutirá en 229.655 extremeños, lo que significa uno de cada cinco habitantes. La paga contributiva en la comunidad sigue siendo la más baja del país: 829 euros

ROCÍO SÁNCHEZ RODRÍGUEZ region@extremadura.elperiodico.com CÁCERES
15/01/2020

 

Extremadura es una región envejecida donde los habitantes que ya han cumplido los 65 años han crecido en la última década a la vez que ha disminuido el número de niños y jóvenes. Implica que muchas familias viven de la pensión. La primera medida del Ejecutivo de Pedro Sánchez, la subida de la paga contributiva, se dejará sentir especialmente en la comunidad.

Los pensionistas extremeños verán aumentados sus ingresos anuales desde el próximo mes de febrero. Entrará en vigor un alza del 0,9% con efecto desde el 1 de enero (tendrá carácter retroactivo), según el decreto ley aprobado ayer en el primer Consejo de Ministros del nuevo Gobierno de coalición. ¿Qué significará para la región? Una subida de unos 7,5 euros de media al mes.

En la comunidad viven actualmente 229.655 pensionistas, por lo que el cambio repercutirá en uno de cada cinco extremeños (el 21% del total de población).

Habría que recordar que la paga contributiva sigue siendo la más baja del país; actualmente se sitúa, en términos generales, en los 829 euros.

REACCIONES / Para la secretaria general de UGT Extremadura, Patrocinio Sánchez, esta medida significa que el nuevo Gobierno «cumple». «Es lo que pedíamos, que la subida se equiparara con la del IPC, porque el objetivo es que no afecte al poder adquisitivo. Además, también hay compromiso de que habrá una paga compensatoria antes de abril de 2021 si la inflación del año supera el porcentaje del 0,9», aseguró ayer esta líder sindical.

También se manifestó al respecto Javier Peinado, secretario general de la Confederación Regional Empresarial Extremeña (Creex), lanzando una propuesta: «Quizás habría que cuestionarse incrementos lineales, o si sería mejor que subiesen más las pensiones más bajas, lo que algunos encontrarían injusto, pero sería bien aceptado desde el punto de vista de la solidaridad social».

«También hay una circunstancia que empezamos a notar -continuó Peinado- que es que los pensionistas que se van incorporando al sistema tienen más capacidad económica, por disponer de pagas más altas que se han ganado, y esto está provocando que se acorte el diferencial con las personas que trabajan: en muchas ocasiones ingresan sueldos más bajos que los propios pensionistas».

Asegura el secretario general de la Creex que esta dicotomía puede alterar el mercado de trabajo: «Es algo que debe tenerse en cuenta en la reestructuración que se pretende hacer». «No vamos a descubrir nada nuevo porque los expertos ya lo han advertido: hay un problema de sostenibilidad porque cada vez son más numerosas las clases pasivas y menos las activas».

SEGUIRÁN LAS PROTESTAS / Hubo críticas a esta nueva medida por parte de la Plataforma de Pensionistas de Extremadura, que llevan organizando numerosas protestas en diversas localidades para exigir una ley que proteja estas prestaciones. Han advertido de que seguirán con las manifestaciones «porque esto no es más que un canto de sirenas», en palabras del portavoz de la plataforma en Badajoz, Alonso Sánchez. «Lo que se debe hacer es eliminar la ley de 2013 y elaborar una nuevo decreto que no dependa de los cambios de gobierno y que nos de garantías».

Se refiere a la que puso en marcha el Gobierno de Rajoy con Fátima Báñez como Ministra de Empleo y Seguridad Social y que fija un suelo de subida del 0,25% para los años malos, de manera que los pensionistas pierden poder adquisitivo si la inflación supera esa cifra.

«Otra de nuestras reivindicaciones -prosigue- es que haya un incremento de las pensiones mínimas, que tampoco se ha recogido».

Por ello, asegura, la plataforma extremeña seguirá con sus concentraciones en la calle para pelear por un derecho que, defienden, no solo les afecta a ellos: «También luchamos por el futuro de la gente joven».

Las noticias más...