La Cr?nica de Badajoz | Domingo, 21 de julio de 2019

REAPERTURA DEL HOSPITAL PRIVADO

Hispanoportuguesa Sanitaria gestiona ya la Clínica Extremeña de Salud

Prevé invertir 5 millones en retomar parte de la segunda fase con parking de 300 plazas y jardín. La nueva gestora está participada por un fondo de inversión y tiene un claro enfoque al Alentejo

F. LEÓN 10/01/2019

La sociedad Hispanoportuguesa Sanitaria ha culminado el proceso para asumir la gestión del hospital privado Clínica Extremeña de Salud, que permanecía cerrado desde enero del año pasado, para ponerlo en marcha y volver a abrirlo al público a partir de la semana próxima, con la misma cartera de servicios que ya ofertaba, además de otros como Obstetricia, Ginecología y Reproducción Humana -Asistida--, según ha podido saber este diario por fuentes conocedoras de la operación.

Tras abrir en enero de 2012 con una inversión inicial de 14 millones de euros, el hospital ha pasado desde entonces por numerosas vicisitudes, como interponer una demanda ante el Jurado de la Competencia contra la anterior propietaria de Clideba, que ganó; por un preconcurso de acreedores por no tener suficiente actividad y que se resolvió tras alcanzar un acuerdo con aquellos; un ERE parcial y otro extintivo.

También por el cierre que realizó el anterior administrador concursal, que fue despojado de su cargo por el juzgado por haber parado y cerrado el hospital sin conocimiento judicial ni de la propiedad --sentencia que acaba de confirmar la Audiencia--.

Cabe recordar que CES ha mantenido estos años contacto con numerosos operadores sanitarios nacionales interesados en el hospital y en el proyecto, que no lograron prosperar, hasta ahora con este acuerdo con Hispanoportuguesa Sanitaria.

La nueva gestora tiene previsto abrir el próximo lunes, día 14, inicialmente como hospital programado, de 9.00 a 22.00 horas, de lunes a viernes, sin Servicio de Urgencias, pero con toda la cartera de servicios, un cuadro médico de 22 especialistas y con 11 trabajadores para ponerlo de nuevo en marcha. Este número aumentará a lo largo del trimestre hasta los 30 y hacia final de año, se prevé que la plantilla llegue al medio centenar de trabajadores tanto sanitarios --aparte de los médicos-- como no sanitarios.

El centro abre con una orientación hispanoportuguesa --como su propio nombre indica-- muy clara, con el objetivo de dar servicio a toda la población del área de Badajoz y de todo el Alentejo, incluido el distrito sanitario de Portalegre --éste con casi 200.000 usuarios potenciales--.

CARTERA DE SERVICIOS / Así mismo, el hospital oferta Cirugía General, Cirugía Plástica, Traumatología, Urología, Oftalmología, Otorrinolaringología, Medicina Interna, Rehabilitación general y cardiovascular, Diagnóstico, Radiología, Medicina Nuclear, o Cardiología, entre otras especialidades, según confirmó Manuel Hurtado, director médico de Clínica Extremeña de Salud. Las especialidades se irán ampliando con el tiempo, y a ellas, se añade ahora la citada de Reproducción Humana.

Para la reapertura del hospital, además de los 500.000 euros requeridos para volver a poner en marcha todos los equipos, algunos muy complejos, se prevé el gasto de otro millón de euros, aproximadamente, para reponer algunos otros de tecnología nuclear que se vieron afectados por el parón total, incluso de los equipamientos que requieren estar conectados para su mantenimiento posterior, y por cierre de la clínica por la anterior administración concursal, que recurrió su cese y destitución judicial ante la Audiencia provincial, que ha ratificado el fallo anterior que lo despojó de sus funciones.

El hospital comenzó a funcionar adaptado a los parámetros contemplados en una primera fase y pendiente de ejecutar el proyecto de una segunda, que no se ha llegado a completar hasta el momento.

De esa segunda fase están hechos los cimientos y parte de la construcción bajo cota del suelo, cuyo esqueleto es visible, y que supuso una inversión de casi 5 millones de euros --entre la compra del suelo y la obra realizada--.

Si el hospital cuenta ahora con 20 camas hospitalarias, la segunda fase contempla 60 más, si bien, se acometerá de forma sucesiva en el tiempo. Lo que sí está previsto es acometer obras para culminar la estructura bajo la cota del suelo, la fachada del edificio y terminar todos los espacios comunes exteriores, con una zona de jardín y con un parking con capacidad para 300 plazas, según las citadas fuentes.

Esta parte del proyecto está previsto que cuente con un presupuesto de unos 5 millones de euros más, si bien quedaría, de momento, por terminar el resto del interior del edificio, que se irá completando por fases, según las necesidades que se detecten conforme al funcionamiento del hospital.

Esta parte del proyecto se estima tendría un coste de otros 5 millones de euros, hasta alcanzar así los 15, en total para la segunda fase, que con los 14 de la primera serían casi 30 millones.