+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

Alí Sonboly, un chico llamado 'Odio'

Alí Sonboly, el autor de la matanza de Múnich, usaba ese apodo en el foro de un juego online

 

Ali Sonboly tenía 18 años. -

ANTONIO BAQUERO
24/07/2016

A Marko le bastó ver el vídeo en que el autor de la matanza de Múnich grita en el tejado del centro comercial para identificarlo. El extraño modo en que movía la pierna izquierda era inconfundible. Era Alí Sonboly, aunque Marko, un chico de 16 años, le conocía con otros nombres en el foro de 'Counter Attack' ('Contraataque'), un popular juego de guerra on line. En concreto, por dos: 'Odio' y 'Amok', nombre que se le da al síndrome que está detrás de arrebatos de violencia homicida en individuos.

Este sábado, los responsables de la policía de Múnich, tras registrar el apartamento del joven, explicaron que el joven era adicto a los videojuegos, especialmente aquellos de carácter violento. Una característica que, como explicó a este diario un experto psicólogo forense, suele repetirse entre jóvenes agresivos que encuentran en esos videojuegos un entorno donde entrenarse y dejarse llevar por sus ansias violentas.

Imagen del foro del juego online 'Contraataque'.

"ABSOLUTAMENTE SOLO EN CLASE"


Marko, un nombre ficticio con que los periodistas de la revista 'Der Spiegel' ocultaron su identidad, tiene 16 y conoció a Sonboly hace dos años en ese chat, a donde fue invitado por un compañero de su clase. Decir "amigo" sería ir demasiado lejos pues como, explica Marko, Sonboly "no tenía absolutamente a ningún amigo en su clase" donde estaba "completamente solo". "Le invitamos al chat por pena", ha explicado.

El joven señala que en el instituto de formación profesional donde estudiaba muchas personas se reían de él. Para empezar, por la extraña manera en que movía su pierna izquierda. También se burlaban de él por el extraño tono de su voz.

Imagen del juego online 'Contraataque'.

No obstante, a Marko, en un principio, sonboly le pareció "un chico majo". Quedaron en varias ocasiones. En una de ellas, incluso, el lugar de encuentro fue el McDonald's donde el pasado viernes comenzó su mortífero ataque. De hecho, ese McDonald's era un lugar de reunión habitual para los miembros del chat.

Otro elemento que le permitió reconocer a Sonboly en el vídeo fue que, en sus gritos, empleó una expresión muy habitual entre los 'gamers', los chicos entregados a los juegos de ordenador.

Poco a poco, en el chat, pese a su timidez inicial, Sonboly fue mostrando una personalidad agresiva. "Poco a poco se fue volviendo más raro", recuerda Marko, cuando se colocó el apodo de 'odio', comenzó a hablar de Tim Kretschmer, el autor de la matanza de Winnenden, a quien calificó como "un buen hombre". "Yo entonces no sabía quién era", explicó Marko. 

En sus intervenciones en el foro comenzó a mostrarse como un ultranacionalista, profiriendo insultos contra los turcos y los judíos. Esos comentarios llevaron a varios miembros del chat a recriminale su actitud. Así, el hecho que a partir del pasado invierno dejara de participar supuso, como explicó Marko a 'Der Spiegel', un alivio.