+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

PROCESO DE PAZ EN CURSO

Los ataques contra escuelas en Afganistán se triplican en un año

Más de 1.000 colegios han cerrado en el 2018, consecuencia de la guerra y la inseguridad que vive el país. Unos 500.000 niños han quedado privados de su derecho a la educación, según los datos de Unicef

 

Un grupo de estudiantes afganas dando clase fuera de las aulas en Kabul. - AP / RAHMAT GUL

EL PERIÓDICO / AGENCIAS
28/05/2019

Los ataques contra escuelas en Afganistán se han triplicado entre el 2017 y el 2018, aumentando de 68 a 192, según un informe del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, Unicef. Es la primera vez que los ataques contra estudiantes y maestros aumenta desde el 2015. El Gobierno de Kabul está negociando el proceso de paz afgano con los talibanes y cuenta con la mediación de Estados Unidos, que anunció a principio de año su intención de retirar sus tropas del país, tras 17 años de intervención militar.

"La educación está bajo fuego en Afganistán", ha dicho la Directora Ejecutiva de Unicef, Henrietta Fore. Los atentados contra las escuelas afganas han llevado a una reducción en la cantidad de niños inscritos en el país.

La guerra en curso y el aumento de la inseguridad llevó al cierre de más de 1.000 escuelas a finales del año pasado, privando a unos 500.000 niños de su derecho a la educación, según los datos de Unicef. La agencia de la ONU estima que alrededor de 3.700 millones de niños en edad escolar, casi la mitad de los menos tienen edades de entre 7 y 17 años, no asisten a la escuela en Afganistán.

60% de niñas no escolarizadas

El uso de los colegios como centros de registro de votantes durante las elecciones de otoño del 2018, sería una de las explicaciones del aumento de este tipo de violencia. Además, la falta de estabilidad en el país, los altos índices de pobreza y la continúa discriminación contra las niñas ha aumentado el número de menores que no asisten a la escuela. Los talibanes, en el poder entre 1996 y el 2002, se opusieron al acceso de las pupilas a la educación. Hoy, sin embargo, las niñas representan el 60% del total de menores no escolarizados. "Los ataques sin sentido a las escuelas; el asesinato y secuestro de maestros y las amenazas contra la educación están destruyendo las esperanzas y los sueños de toda una generación", ha advertido Fore.

Unicef está trabajando con el Gobierno de Kabul y otros socios para proporcionar educación informal y acelerada basada en la comunidad. Esto incluye que las clases se impartan en edificios y hogares de la comunidad, lo que ayuda a reducir el riesgo de inseguridad en el camino a la escuela. Este martes se inagura la Tercera Conferencia Internacional sobre Escuelas Seguras en España, en la que la agencia de la ONU ha pedido que se ponga fin a todos los ataques a las escuelas e insta a todas las partes en conflicto a proteger la educación durante los conflictos armados.

Negociaciones de paz

Por su parte, miembros del Gobierno del presidente, Ashraf Ghani, y representantes de los talibanes se han reunido en Moscú para participar en la Segunda Conferencia Interafgana sobre el conflicto de la nación asiática. "Las reuniones de diálogo interafgano estarán centradas en la paz y la estabilidad en Afganistán y el comienzo de las verdaderas negociaciones de paz entre afganos", ha explicado Qader Shah, un portavoz del exasesor de Seguridad Nacional de Afganistán, Hanif Atmar, que participa en el encuentro.

La primera conferencia interafgana tuvo lugar el pasado febrero y finalizó con el apoyo a los contactos que han mantenido en los últimos meses entre EEUU y los talibanes. La formación insurgente se ha negado a dialogar con el Gobierno afgano. Ambas partes se reunieron por primera y última vez en el 2015 en Pakistán y el proceso quedó suspendido poco después, cuando se conoció la muerte -dos años antes- del mulá Omar, el fundador del movimiento talibán.