+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

Negociaciones de paz

EEUU ofrece retirar 5.000 soldados de Afganistán

Trump ha prometido reducir los efectivos en el territorio a cambio de que los talibanes impidan la presencia de grupos terroristas

 

Soldados americanos en Afganistán durante la conmemoración del atentado del 11-S. - DESHA KAYLAN (AFP)

AFP
29/08/2019

Estados Unidos mantendrá a 8.600 soldados en Afganistán una vez que se firme el acuerdo que se está negociando con los talibanes para poner fin a 18 años de guerra, ha anunciado este jueves Donald Trump."Reduciremos nuestro efectivos a 8.600 y luego veremos a partir de ahí", declaró el presidente estadounidense en una entrevista en la radio de Fox News. "Siempre tendremos presencia en Afganistán", añadió el magnate.

CASI DOS DÉCADAS DE CONFLICTO

Entre 13.000 y 14.000 militares estadounidenses están actualmente desplegados en ese país, donde los Estados Unidos intervinieron en el 2001 para localizar a la red yihadista Al Qaeda, responsable de los atentados del 11-S, y desalojar a los talibanes en Kabul.

Desde entonces, los talibanes nunca han cesado en sus intentos de insurrección y las fuerzas estadounidenses en Afganistán han llegado alcanzar los 98.000 soldados durante el 2011, punto álgido de los combates.El mandatario republicano también ha asegurado que, en caso de un nuevo ataque a los Estados Unidos desde Afganistán, Washington volvería "con mayor fuerza que nunca".

FINAL DE LAS NEGOCIACIONES

Donald Trump se ha comprometido a pasar página en esta "guerra sin fin". Desde hace un año, los Estados Unidos mantienen negociaciones directas sin precedentes con los talibanes, las cuales han entrado en su recta final en Doha, Qatar.En el corazón del acuerdo negociado se promete una retirada militar más o menos importante de los americanos, con un calendario clave, a cambio del compromiso de los insurgentes de garantizar que los territorios que controlan ya no sean utilizados por Al Qaeda u otros grupos "terroristas".

El presidente de los Estados Unidos ha insistido en que la retirada no sería total, sino con un destacamento de una fuerza capaz de proporcionar "información de alto nivel".