Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

FUGA DE EMPRESAS

Kellogg's marcha de Venezuela por la crisis económica

Nicolás Maduro denuncia que el objetivo de la compañía es "asustar al pueblo" antes de las elecciones presidenciales del 20 de mayo


16/05/2018

 

El Gobierno venezolano ha anunciado este martes que asumirá el control de la filial en el país de la productora de cereales Kellogg's, después de que la compañía anunciara el cese de sus actividades en Venezuela alegando la dura situación económica que atraviesa el país sudamericano. 

El fabricante estadounidense cerró el martes las puertas de su planta de producción en Maracay (130 kilómetros al oeste de Caracas), tras 57 años de presencia. Se trata de una nueva multinacional que abandona Venezuela, citando el estricto control de divisas, la falta de materias primas y la creciente inflación como las principales causas de su partida. 

"El actual deterioro de la situación económica y social ha obligado a la empresa a detener sus actividades y a abandonar el país" ha explicado la empresa en un comunicado. En el texto, la compañía ha añadido que reiniciará sus operaciones "una vez que las condiciones del país lo permitan". 

COACCIÓN ELECTORAL

La decisión de Kellogg's ha sorprendido a los más de 400 trabajadores que acudieron a trabajar el martes y se encontraron la puerta de las instalaciones cerrada con candado y con un aviso de cierre.

Por su parte, las autoridades venezolanas han reabierto la fábrica y han anunciado que dejarán la producción en manos de "la clase trabajadora" para que sigan produciendo "para el pueblo".  En un mitin, el presidente venezolano, Nicolás Maduro, ha denunciado que la partida de Kellogg's busca "asustar al pueblo" en vísperas de la jornada electoral del próximo domingo, en la que el mandatario aspira a la reelección. 

"Hemos iniciado un proceso judicial contra los líderes empresariales de Kellogg's porque su salida es inconstitucional" ha asegurao Maduro a sus simpatizantes en otra concentración. Por su parte, Kellogg's ha advertido que no aceptará la venta de ninguno de sus productos "sin la autorización expresa" de la compañía. 

CRISIS ECONÓMICA

No es la primera vez que Caracas se apropia de empresas estadounidenses que abandonan el país. Lo mismo sucedió con Kimberly-Clark, una productora de productos higiénicos que cesó sus operaciones en Venezuela en el 2016. Tras el cierre, el Gobierno venezolano se hizo cargo de la planta de producción de la empresa, que ahora ha solicidado el inicio de un proceso de arbitraje contra Venezuela en el Banco Mundial. 

General Motors, productora de automóviles, y Clorox, especializada en productos de limpieza, también abandonaron el país en 2017 y 2014, respectivamente. Otros, como Coca-Cola o Colgate, han suspendido o reducido temporalmente sus actividades. 

La maltrecha economía venezolana ha sido duramente golpeada en los últimos años por la caída de los precios del petróleo, la principal fuente de ingresos del país, el desplome de su moneda, el bolívar, y la alta inflación. Una situación que el presidente achaca a la "guerra económica" impulsada por las élites empresariales y Estados Unidos para desestabilizar el país.