+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

GUERRA EN ORIENTE PRÓXIMO

Milicias kurdas y árabes lanzan una ofensiva para arrebatar Raqqa al Estado Islámico

Las Fuerzas Democráticas Sirias anuncian que han iniciado el ataque contra la capital de facto de los yihadistas en Siria

 

Anuncio de la ofensiva para liberar Raqqa. - AP

ANA ALBA / JERUSALÉN
06/11/2016

Las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), una alianza de grupos kurdos y árabes opositores al régimen de Damasco, anunciaron este domingo que han lanzado una ofensiva para reconquistar la ciudad siria de Raqqa, en manos del grupo yihadista Estado Islámico (EI) desde el 2013.

Las FDS, creadas a principios del 2015 y apoyadas por EEUU, cuentan con el apoyo aéreo estadounidense para el ataque. Esta alianza está dominada por las Unidades Populares Kurdas de Protección (UPKP), que han liderado la lucha contra el EI en el norte de Siria. De los 30.000 combatientes que integran las FDS,25.000 son de las UPKP.

La ofensiva en Raqqa, capital de facto del EI, incrementa la presión sobre los yihadistas en un momento crítico en el que intentan evitar que el Ejército iraquí y las milicias que lo apoyan reconquistenla ciudad iraquí de Mosul, bastión yihadista en Irak.

“El comando general de las Fuerzas Democráticas Sirias anuncia el inicio bendito de su mayor campaña militar para liberar la ciudad de Raqqa”, dijo Jihan Sheij Ahmad, un portavoz de las FDS, en una rueda de prensa en la ciudad siria de Ain Issa, a unos 50 kilómetros de Raqa.


LLAMADA A LOS CIVILES

Las FDS llamaron a los civiles de Raqqa, situada en el norte de Siria, a evitar las zonas donde hay mayor presencia del EI por el inicio de la ofensiva, llamada 'Ira del Éufrates', y a trasladarse a “territorio liberado”.

La ofensiva de Raqqa se esperaba desde hace tiempo. El pasado 25 de octubre, el secretario de Defensa de EEUU, Ash Carter, dijo que la batalla para retomar Raqa se “solaparía” con el asalto a Mosul.

El máximo responsable militar de EEUU en Irak, el teniente general Stephen Townsend, afirmó el mes pasado que la coalición liderada por EEUU para luchar contra el EI quería avanzar rápidamente para aislar Raqqa porque temía que los yihadistas usaran la ciudad como base para planear y lanzar ataques contra objetivos en el extranjero.

“En el inicio (de la operación) nos vamos a concentrar en aislar Raqqa para asaltarla y liberarla”, explicó un responsable estadounidense a la agencia France Presse. “Las FDS son el socio más competente para aislar rápidamente Raqqa (…) Continuaremos trabajando con nuestros aliados y socios para decidir quien se quedará en Raqqa, una vez liberada, para impedir el retorno del EI”, añadió la misma fuente.


FRANCIA, A FAVOR DEL ATAQUE

Francia también estaba a favor de que se llevara a cabo una acción simultánea en los dos frentes, el de Mosul y el de Irak. El presidente francés, François Hollande, señaló en octubre que había pruebas de que combatientes del EI se estaban trasladando a Raqqa, y había que evitar que se reagruparan allí.

El ministro de Defensa francés, Jean-Yves Le Drian, dijo este domingo que la ofensiva de Raqqa tenía que lanzarse mientras se llevaba a cabo la de Mosul. “Tenemos que ir a Raqqa. Serán las fuerzas locales, automáticamente, las que liberarán Raqqa, aunque fuerzas francesas, de EEUU, de la coalición, contribuirán con ataques aéreos a desmantelar al Daesh (acrónimo en árabe de EI)”, declaró Le Drian.

“Mosul y Raqqa no pueden disociarse porque el Estado Islámico y los territorios que ocupa se extienden en ese área”, añadió el ministro francés.Desde que se formaron, las FDS han arrebatado al EI grandes partes de territorio a lo largo de la frontera entre Siria y Turquía y limitaron la presencia del EI hasta 30 kilómetros de Raqa.

Un informe del IHS Conflict Monitor señaló el pasado octubre que los yihadistas habían perdido el 16% del territorio que tenían a principios del 2016, y que en total habían perdido un cuarto del territorio que controlaban en enero del 2015.