+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN EN LA EXURSS

Muere en Ucrania otro periodista ruso crítico con Putin

La policía ucraniana investiga si se trató de un suicidio o fue asesinado

 

ADRIÀ ROCHA / MOSCÚ
28/08/2016

Cuando sus amigos fueron, la noche de sábado a domingo, a casa de Alexander Shchetinin a celebrar su cumpleaños, se encontraron el cuerpo del periodista ruso sin vida. Shchetinin, instalado en Kievdesde el 2005, tenía un disparo en la cabeza y una pistola al lado de las patas de la silla en la que estaba sentado, bajo sus pies. 

«Recibimos la llamada alrededor de media noche, aunque suponemos que la hora de la muerte fue entre las ocho y las nueve de la noche del sábado. En la escena hallamos casquillos de bala alrededor de su cuerpo. La investigación está en curso y, aunque no descartamos que pueda ser un asesinato, consideramos como la principal hipótesis la del suicidio, ya que horas antes Aleksándr había enviado un correo electrónico a un familiar en el que explicaba su intención de quitarse la vida», ha asegurado la policía ucraniana ayer a través de su portavoz oficial, Andréi Krishchenko. 

Shchetinin, que había renunciado a su nacionalidad rusa en el 2014 tras la guerra en el Donbás y la anexión por parte de Rusia de Crimea, era un firme opositor «de la dictadura fascista de la Rusia de Putin", al que consideraba su "enemigo personal". "Tenemos que acabar con su Gobierno para traer la democracia», dijo ese mismo año. También en el 2014, además, abandonó su trabajo en la agencia estatal de noticias rusa RIA Novosti por «presiones de las autoridades». Entonces fundó su propia agencia de noticias, Nueva Región, escrita en ruso con una redacción en Ucrania y otra en una ciudad rusa en los Urales. 

Sin embargo, esta no es la primera vez que, este verano, muere un periodista ruso en Kiev en extrañas circunstancias. El pasado 20 de julio —hace tan solo 39 días— el periodista Pavel Sheremet, también muy critico con la política de Moscú, fue asesinado mientras salía de su casa, por la mañana, en dirección al trabajo. El autor o autores de los hechos, cuya identidad las autoridades, por el momento, desconocen, colocó varios explosivos bajo su coche, que explotó en medio de la calle en la capital ucraniana. 

Sheremet, además, de nacionalidad rusa pero nacido en Bielorrusia durante la Unión Soviética, era amigo personal del político opositor ruso Borís Nemtsov, asesinado muy cerca de la plaza Roja de Moscú en febrero de 2015, cuando recibió varios disparos a manos de un grupo de asaltantes de origen checheno. 

INVESTIGACIÓN INDEPENDIENTE


Horas antes de la muerte de Shchetinin, el presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, habló en una entrevista con la cadena de televisión estadounidense CNN sobre la investigación todavía en curso del asesinato de Sheremet en julio.

«Cuando me enteré de la muerte de Pavel, al que conocía personalmente, ordené al jefe de la policía nacional y al jefe del servicio secreto que implicaran en la investigación a un agente del FBI estadounidense. No porque esta colaboración sea absolutamente necesaria, sino para garantizar y demostrar sutransparencia», aseguró el mandatario ucraniano, que testificó en repetidas ocasiones, durante la entrevista, que encontraría al o losculpables de ese suceso. 

Según informó, las autoridades de Kiev manejan cuatro posibles teorías que explicarían el asesinado de Sheremet: problemas privados o motivos personales, su actividad política como periodista crítico, una ingerencia rusa para intentar desestabilizar Ucrania o, por error, haber matado al periodista en vez de a su mujer, la también periodista y editora del periódico Ukrainskaya Pravda, Alyona Prytula.