+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

MONESTERIO

El colegio El Llano agradece el comportamiento de la comunidad educativa en el inicio del curso

“Lo que más nos preocupa es la aparición de algún caso de covid-19 entre nuestros alumnos”

 

Uno de los edificios del colegio El Llano. - R. M.

Rafael Molina
16/09/2020

Tras los nervios y la lógica incertidumbre sobre el inicio del curso escolar para el alumnado de educación Infantil y Primaria, poco a poco, con el paso de estos primeros días, parece que todo vuelve a esa nueva normalidad, de mascarillas, distanciamiento, higiene constante, separación por grupos, distintos horarios de patio, o diferentes puertas para el acceso y la salida del recinto escolar.

“Lo que más nos preocupa al día de hoy es tener algún caso de covid-19 entre nuestros alumnos”; explica el director del colegio El Llano de Monesterio, Antonio Calderón Matitos. Por lo demás, el centro “está cumpliendo con todas las medidas recogidas en el protocolo covid-19 elaborado semanas previas al inicio del curso. La lógica preocupación de madres y padres “va desapareciendo” a medida que pasan estos primeros días de clase. Es más, desde el centro se explica que “prácticamente todo el alumnado se ha incorporado a sus aulas, a excepción de aquellos niños y niñas que se regresan al centro una vez finalizan el periodo vacacional de sus padres”.

Agradecimiento

Desde la dirección del centro se ha lanzado un mensaje de “felicitación” a la comunidad educativa, “por el enorme esfuerzo que están realizando, alumnado, familias, profesorado y ayuntamiento”, reza en el comunicado difundido por el colegio a través de sus redes sociales, “para adecuarnos al nuevo entorno educativo que ha surgido a raíz de la crisis del coronavirus”.

Esta “triple gestión”, concluye el texto difundido por el equipo directivo de El Llano, “está suponiendo un reto colosal. Todos están demostrando responsabilidad, implicación y compromiso”.  Finalmente, también se pone en valor “la valía profesional y la capacidad” del profesorado, para continuar con la tarea docente ante esta situación, “tremendamente difícil”.