+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

violencia machista

Acto de repulsa en Navarra por una nueva violación en 'manada'

Unas 300 personas rechazan la agresión sufrida por una vecina de Orkoien y por la que hay siete detenidos

 

Concentración contra la violencia machista en Orkoien (Navarra), este lunes. - EFE / VILLAR LÓPEZ

EL PERIÓDICO
06/01/2020

La localidad navarra de Orkoien ha rechazado este lunes la agresión sexual denunciada por una vecina y por la que la juez que investiga el caso mantiene a tres de sus presuntos autores en prisión y a otros dos en libertad con medidas cautelares. El acto, organizado por el Grupo Feminista de Orkoien, al que han acudido representantes políticos e institucionales, además de vecinos de la localidad y familiares de la víctima, ha consistido en una concentración en la plaza tras una pancarta con el lema 'Ez, beti da ez. Si no es sí, es no. No estás sola'. Además se han coreado algunos lemas como 'Ninguna agresión sin respuesta' en euskera y castellano, y la portavoz de los convocantes ha leído un comunicado en el que ha mostrado la solidaridad con la víctima y ha rechazado este tipo de actos.

Los hechos ocurrieron el pasado mes de noviembre y se conocieron cuando la víctima, una mujer mayor de edad y vecina de Orkoien, interpuso denuncia en la Policía Foral, tras haber comunicado inicialmente lo ocurrido a personal del Ayuntamiento de la localidad.

Los ahora detenidos contactaron con la mujer a través de una red social de relaciones y a partir de ahí concertaron una cita con ella, quien presuntamente fue agredida sexualmente, según investiga la titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Pamplona. Como consecuencia de la investigación fueron detenidos siete varones, todos ellos mayores de edad, en una localidad de la Ribera de Navarra, y la juez ha decretado prisión para tres de ellos, mientras que otros dos están en libertad con medidas cautelares.

DESDE UNA POSICIÓN DE PODER

En el acto de protesta, al que han asistido unas 300 personas, la portavoz del Grupo Feminista de Orkoien, Idoia Ilundain, ha lamentado que "una vez más un grupo de hombres utiliza su posición de poder para intimidar, humillar y agredir a una mujer", y ha mostrado su solidaridad con ella. En el comunicado ha asegurado que en Orkoien "no se acepta ningún tipo de violencia" y ha reivindicado que "la calle, el día y la noche son para el disfrute de todas las personas y las mujeres tenemos derecho a ocuparlas sin miedo".

El vicepresidente del Gobierno de Navarra y consejero de Presidencia, Igualdad, Función Pública e Interior, Javier Remirez, ha saludado la iniciativa y ha coincidido en mostrar su "solidaridad con la víctima y con la familia", además de expresar su "absoluto rechazo a este tipo de actuaciones". Además, ha hecho un llamamiento a mostrar "tolerancia cero hacia las agresiones e impunidad cero" y ha asegurado que "no hay impunidad hacia estos comportamientos", porque "estamos con vosotras", ha dicho para comprometer su trabajo en evitar "agresiones y expresiones machistas".

Al acto ha asistido el alcalde de Orkoien, Carlos Arroniz, quien ha abogado por trabajar juntas "todas las instituciones para que este tipo de acciones no se vuelvan a repetir y que estas bandas de energúmenos no campen a sus anchas por nuestras calles". Se ha solidarizado con la víctima, "con nuestra vecina, y con todas las mujeres que sufren este tipo de acciones tan punibles y tan asquerosas".