+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario La Crónica de Badajoz:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 

INFORME DE LA CNMC

España roza los 6 millones de abonados a la tele de pago

La plataforma Movistar+ lidera el sector con 3,7 millones de suscriptores

 

Imagen promocional de la oferta de la plataforma de televisión de pago que comercializa la empresa estadounidense Amazon. - AMAZON HANDOUT

EL PERIÓDICO
03/11/2016

Aunque aún sigue lejos de las cifras europeas, el número de suscriptores a la televisión de pago en España sigue creciendo. Según recoge la última estadística trimestral sobre el sector audiovisual publicada por la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC), correspondientes al primer trimestre del 2016, la cifra de abonados ha llegado a los 5,7 millones, de los cuales están apuntados 3,7 millones a la operadora líder, Movistar+.

Estos cerca de seis millones de suscriptores (concretamente, 5.746.096 clientes de la televisión de pago) suponen un aumento interanual del 6,4% respecto a los que había en el primer trimestre del 2015, que se cifró en 5.397.183.

De los 5,7 millones de abonados a televisión de pago, 4,7 estaban suscritos a través de ofertas empaquetadas de televisión con servicios de telecomunicaciones.

El principal beneficiario de este crecimiento ha sido la plataforma de Telefónica, Movistar+, que ha elevado sus abonados un 76,9%, pasando de 2,13 millones (en marzo del 2015) a 3.779.088 (en marzo de 2016). De hecho, Movistar+ es la plataforma de pago que presenta una mayor oferta, tanto de producciones de ficción, como de retransmisiones deportivas en directo. Le siguen Vodafone, que crece de 791.460 hasta 1.033.454 suscriptores. Orange, por su parte, sube de 132.032 a 370.877 abonados.

Por tecnologías, la televisión IP incrementa un 34,8% su número de abonados, hasta situarse en 3.057.664, y el satélite cae de 1.549.511 del primer trimestre del 2015 a 1.050.703 clientes del mismo trimestre del 2016.

Según la CNMC, los ingresos de los servicios audiovisuales se situaron en 1.543,2 millones de euros (subvenciones incluidas), con un aumento interanual del 9,2%.

Las cuotas de televisión de pago, con 413 millones de euros, crecieron un 3,4% en tasa interanual, la misma que los ingresos publicitarios, que sumaron 498,2 millones de euros.
Las televisiones privadas ingresaron por publicidad 395,6 millones (frente a los 371,6 millones del enero-marzo de 2015) y las televisiones públicas 25,09 millones (por 29,15 el año anterior).

INFORME DE ERICSSON


Paralelamente al informe de la CNMC, la empresa sueca Ericcsson ha hecho público un estudio complementario. En este trabajo se afirma que el consumo de televisión y vídeo en dispositivos móviles se ha incrementado en un 85% desde el año 2010, y que el visionado de contenidos bajo demanda ha crecido un 50% en este sexenio. Según Ericsson, el tiempo medio de visionado de tele y vídeo en dispositivos móviles ha aumentado en más de 200 horas anuales desde el 2012, o 1,5 horas más a la semana.

Ericsson remarca que este incremento del visionado móvil coincide además con un descenso en el seguimiento en pantallas fijasde 2,5 horas menos a la semana, aunque incide en que el deseo de ver televisión y vídeo en general no decrece. En esta línea, detalla que la cuota de tiempo semanal de visionado de televisión y vídeo en dispositivos móviles ha crecido un 85% entre 2010 y 2016, mientras que ha decrecido un 14% en pantallas fijas en ese mismo período.

Asimismo, señala que un 40% de consumidores en todo el mundo están "muy interesados" en un plan de datos que incluya 'streaming' de vídeo sin restricciones.

SERVICIOS BAJO DEMANDA


Otros datos que avalan el auge de los servicios bajo demanda son que los consumidores siguen prefiriendo el 'atracón televisivo', ya que un 37% ven dos o más episodios del mismo programa seguidos cada semana y más de una quinta parte lo hacen a diario.

El consultor senior de Ericsson ConsumerLab, Zeynep Ahmet, remarca que el informe refleja que los consumidores piden cada vez más un "acceso perfecto" a contenido de televisión y vídeo de alta calidad y que para todos, y en especial para los 'millennials', poder verlo en el 'smartphone' es clave.

"Los consumidores no solo quieren la experiencia social de compartir las emisiones de televisión, sino que además esperan la flexibilidad de tener una oferta audiovisual bajo demanda y a la carta. La experiencia actual es multidimensional y los consumidores quieren crear sus propios mundos de contenido atractivo y personalizado", agrega el directivo.